Bombeo de petróleo por oleoducto colombiano Caño Limón-Coveñas se paraliza por ataques

lunes 14 de marzo de 2016 11:34 GYT
 

BOGOTÁ, 14 mar (Reuters) - El bombeo de petróleo por el oleoducto Caño Limón-Coveñas, el segundo más importante de Colombia, fue suspendido por dos ataques con explosivos que provocaron un derrame de crudo, informó el lunes la estatal Ecopetrol.

Fuentes militares y de la policía atribuyeron el ataque, que no interrumpió de inmediato las exportaciones ni la producción de crudo en los campos del noreste del país, al Ejército de Liberación Nacional (ELN), el segundo grupo rebelde del país.

Las explosiones se registraron el fin de semana en zonas rurales de los departamentos de Norte de Santander y Arauca.

Uno de los ataques causó un derrame de crudo que obligó a Ecopetrol a activar un plan de contingencia para evitar la contaminación en ríos de la región, dijo una fuente de Ecopetrol al explicar que el oleoducto debería ser reparado pronto sin necesidad de declarar fuerza mayor.

El oleoducto de 780 kilómetros de longitud tiene capacidad para transportar a diario hasta 210.000 barriles de crudo que se producen en los campos del departamento de Arauca operados por la estadounidense Occidental Petroleum, en la frontera con Venezuela, hasta Coveñas, un puerto sobre el Mar Caribe desde donde se exporta.

Los ataques de la guerrilla del ELN a la infraestructura petrolera son frecuentes en Colombia en medio del conflicto interno de más de medio siglo que ha dejado 220.000 muertos y millones de desplazados.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), la mayor guerrilla del país, declararon desde julio del año pasado una tregua unilateral en medio de la negociación de paz que mantiene con el Gobierno en Cuba desde finales del 2012 y suspendieron los ataques a los oleoductos. (Reporte de Luis Jaime Acosta, editado por Gabriela Donoso)