Industria automotriz de Colombia enfrenta panorama agridulce por depreciación del peso y mercado negro

martes 5 de abril de 2016 15:19 GYT
 

Por Nelson Bocanegra

BOGOTÁ, 5 abr (Reuters) - La industria automotriz en Colombia enfrenta un panorama agridulce este año, con una mejora de competitividad por la depreciación del peso y por otra parte una caída en las ventas locales de vehículos, consideraron el martes representantes del sector y analistas.

A esa situación se suma el fuerte impacto negativo ocasionado por el mercado negro de autopartes alimentado por el contrabando y el lavado de activos, destacaron.

El sector de vehículos representa el 3 por ciento de la producción bruta industrial del país, unos 2.200 millones de dólares, un valor similar al de la elaboración de bebidas y de productos alimenticios y el tercero de la economía en tamaño.

La depreciación del peso contra el dólar, que en los últimos 12 meses acumula un 18 por ciento, ha llevado a los compradores a interesarse más por los vehículos ensamblados localmente, lo que explica la contracción de las ventas de importados de un 14,5 por ciento el año pasado.

"Indudablemente la industria se ha visto afectada positivamente por el tema de las menores importaciones, se ha vuelto competitiva por ese mismo efecto la industria nacional", dijo a Reuters Tulio Zuluaga, presidente de la Asociación del Sector Automotriz y sus Partes, Asopartes.

Para los expertos, además de proveer al mercado doméstico, los ensambladores aprovecharían el diferencial de la tasa de cambio para incrementar sus exportaciones, las cuales sólo el año pasado aumentaron un 16,1 por ciento a 29.300 vehículos

"Es un sector que tiene muchísima capacidad de crecimiento en las exportaciones que puede hacer", anotó Juana Téllez, economista jefe del BBVA Colombia.

No obstante, la recuperación se vería limitada por el negocio ilegal de autopartes, que según Asopartes alcanzó 2.280 millones de dólares el año pasado, equivalente a más de la mitad de las ventas legales que sumaron 3.970 millones de dólares.   Continuación...