30 de septiembre de 2016 / 16:36 / hace un año

ACTUALIZA 1-Temer dice que quiere "vacunar" a Brasil contra el populismo fiscal

(Actualiza con detalles, agrega firma de autores)

Por Brad Haynes y Luciano Costa

SAO PAULO, 30 sep (Reuters) - El presidente brasileño, Michel Temer, dijo el viernes que su Gobierno aspira a “vacunar” a Brasil contra el populismo fiscal con una reforma constitucional que limite los incrementos del gasto público, que espera sea aprobada por el Congreso.

Temer dijo que si no se aprueba la reforma constitucional, la deuda pública brasileña podría llegar al 100 por ciento del PIB para 2024. El mandatario llamó también a los líderes empresariales y a los medios a apoyar su campaña en favor de la aprobación de la reforma.

“Al asumir la presidencia, teníamos una misión: inocular a Brasil con una vacuna que lo haga inmune al populismo fiscal”, dijo el mandatario.

La reforma, que limitaría los incrementos en el gasto público a menos de la tasa de inflación del año previo, enfrentará su primer obstáculo en una comisión especial de la Cámara baja la semana próxima.

La medida podría recibir la aprobación final del Congreso antes de fines de octubre, pero los inversores que han comprado bienes brasileños con la esperanza de reformas favorables al mercado están viendo con nerviosismo las propuestas para moderar su impacto en los próximos años.

En un recordatorio del enorme desafío presupuestario que enfrenta la mayor economía de América Latina, que perdió su valorado grado de inversión el año pasado, datos difundidos el viernes mostraron que el déficit primario de Brasil alcanzó un récord de 22.267 millones de reales (6.880 millones de dólares) en agosto, muy por encima de las expectativas del mercado.

“Nuestros legisladores tienen un compromiso inequívoco con las prioridades impuestas por la situación de Brasil”, dijo Temer, quien oficialmente asumió el cargo el mes pasado, cuando su antecesora de centroizquierda Dilma Rousseff fue destituida en un juicio político.

“El origen de esta crisis económica fue esencialmente doméstico y fiscal”, dijo Temer a un foro empresarial en Sao Paulo.

Aunque los economistas dicen que la economía brasileña de 2 billones de dólares podría salir de su peor recesión en décadas en el último trimestre de este año, se espera que siga aumentando el desempleo en el país más grande de América Latina.

Datos de la agencia de estadísticas IBGE mostraron el viernes que la tasa de desempleo en Brasil trepó al 11,8 por ciento en los tres meses hasta agosto, levemente por encima de las expectativas mostradas en un sondeo de Reuters.

El Partido de los Trabajadores de Rousseff, que gobernó Brasil durante 13 años hasta que la ex mandataria fue enjuiciada por el Congreso el mes pasado por acusaciones de violar leyes presupuestarias, ha acusado al Gobierno de Temer de planear eliminar programas sociales que sacaron a millones de personas de la pobreza durante la década previa.

Temer dijo que, considerando la situación del país, su Gobierno de centroderecha combinará responsabilidad presupuestaria y social, y agregó que, con las considerables necesidades sociales de Brasil, el Estado tenía un importante rol que cumplir en la economía, pero que éste también debía reconocer la importancia del sector privado. (Reporte de Brad Haynes y Luciano da Costa. Escrito por Daniel Flynn. Editado en español por Janisse Huambachano y Lucila Sigal)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below