Austeros festejos en Cuba por 50 aniversario de revolución

miércoles 31 de diciembre de 2008 11:29 GYT
 

Por Esteban Israel

LA HABANA (Reuters) - Cuba recordará el jueves el 50 aniversario de la revolución de Fidel Castro con el Comandante enfermo y la austeridad que impone la crisis financiera global a una economía martillada por los huracanes.

Igual que hace medio siglo, la acción estará en Santiago de Cuba, la primera ciudad liberada por los rebeldes, donde Castro anunció en la noche del 1 de enero de 1959 el derrocamiento del dictador Fulgencio Batista.

"Un nuevo aniversario del glorioso triunfo de enero de 1959 se avecina y todo nuestro pueblo se apresta a celebrar por todo lo alto", dijeron los Comités de Defensa de la Revolución, las células barriales del gobernante Partido Comunista, en una nota publicada por el diario oficial Granma.

Nada indica que Castro, a los 82 años protagonista absoluto del último medio siglo de historia en Cuba y apartado del poder desde que enfermó en julio del 2006, aparecerá en pÜblico.

Será su hermano Raúl, otro guerrillero de la Sierra Maestra de 77 años que lo reemplazó este año como presidente, quien hable esta vez desde el balcón del edificio colonial del ayuntamiento de Santiago de Cuba, a 870 kilómetros al este de La Habana.

Los simpatizantes dicen que Cuba cambió radicalmente desde aquel 1 de enero de 1959. El sistema socialista edificado por Castro, explican, trajo igualdad de oportunidades y acceso universal a la educación y la salud gratuita.

Eso, sostienen los críticos, al precio de un sistema que no tolera a la oposición y suprimió algunos derechos de sus 11 millones de habitantes.

El 50 aniversario de la revolución llega tres semanas antes de la asunción de Barack Obama, el primer presidente de Estados Unidos dispuesto a conversar con Cuba después de medio siglo de hostilidades, pero no a levantar el embargo comercial al que la isla atribuye muchos de sus problemas.

SUEÑOS VS REALIDAD

En La Habana poco sugiere a los turistas que Cuba celebra medio siglo de su revolución.

Banderas cubanas blancas, azules y rojas cuelgan de algunos edificios y fotografías de un Castro junto al líder guerrillero Camilo Cienfuegos empuñando una ametralladora Thompson adornan las vitrinas de algunas tiendas.

El bajo perfil de los festejos tiene una explicación: Cuba todavía intenta recuperarse de 10.000 millones de dólares en destrozos causados este año por tres huracanes que, entre otras cosas, dañaron más de 500.000 viviendas.

El desastre aumentó la presión sobre una economía crónicamente dependiente de las importaciones que se despide del 2008 sin liquidez para cubrir deudas, golpeada por la crisis financiera y la caída de los precios del níquel, su principal exportación.

El presidente Raúl Castro acaba, por ejemplo, de recortar los viajes de los funcionarios al extranjero y eliminar las vacaciones subsidiadas.

"Hay que actuar con realismo y ajustar todos los sueños a las verdaderas posibilidades", dijo el fin de semana pasado ante el Parlamento.

VIEJAS FOTOGRAFIAS

La prensa oficial cubana lleva días publicando crónicas de la victoria rebelde de 1959 y viejas fotografías en blanco y negro de Castro aclamado por las masas.

"Felicitémonos todos por el aniversario 50 del triunfo de la Revolución, en primer lugar a su Comandante en Jefe Fidel Castro, quien nos ha ido conduciendo, ayer, hoy y siempre, ¡de victoria en victoria!", dijo Raúl Castro al Parlamento.

Tres mil sillas de plástico fueron colocadas en la plaza de Santiago de Cuba donde tendrá lugar el mitin. En primera línea estarán varios ex guerrilleros que pelearon bajo las órdenes de Castro y siguen gobernando el país medio siglo después de bajar de la Sierra Maestra.

Los festejos incluyen conciertos y bailes populares, con salsa a cargo de los Van Van y también el ballet clásico de Alicia Alonso.

Cincuenta jóvenes, escogidos entre militantes de la Unión de Juventudes Comunistas, estudiantes y deportistas, reeditarán la marcha de Fidel Castro desde Santiago a La Habana, a donde el Comandante entró el 8 de enero.

(Reporte de Esteban Israel, Editado por Juana Casas)

 
<p>Una imagen del l&iacute;der cubano Fidel Castro en una muralla en Los Caminos, Cuba, 30 dic 2008. Cuba recordar&aacute; el jueves el 50 aniversario de la revoluci&oacute;n de Fidel Castro con el Comandante enfermo y la austeridad que impone la crisis financiera global a una econom&iacute;a martillada por los huracanes. REUTERS/Claudia Daut (CUBA)</p>