Bob Dylan repasa las raíces de su música en una gala en su honor

sábado 7 de febrero de 2015 13:06 GYT
 

Por Alex Dobuzinskis

LOS ANGELES (Reuters) - Bob Dylan, conocido por actuar en su conciertos sin apenas dedicar palabras a su público, dio un largo discurso el viernes en una gala en su honor donde repasó las raíces de su música, al tiempo que alababa y tomaba el pelo a personajes famosos.

El cantante de 73 años, considerado por muchos músicos y críticos el mejor compositor de todos los tiempos, habló durante 40 minutos en un acto en Los Ángeles en el marco de los Premios Grammy de este fin de semana, coincidiendo con su designación como "persona del año" por la organización benéfica MusiCares.

El ex presidente Jimmy Carter entregó el premio a Dylan en una noche con interpretaciones de sus canciones, incluyendo "Knocking on heaven's door" y "Standing in the doorway", por un grupo de superestrellas.

Beck y Sheryl Crow tocaron la armónica, Jack White deslumbró con un solo de guitarra, Bruce Springsteen actuó junto a Tom Morello, Norah Jones brindó al piano un tema con toques de blues, y Los Lobos cantaron en español.

Pero Dylan no tocó ni cantó. En cambio, leyó un discurso detallando sus raíces en la música folk.

"Todas estas canciones estás conectadas, no se engañen, simplemente estaba abriendo una puerta diferente de una manera diferente", dijo Dylan, ataviado con una corbata de bolo.

Para probar este punto, Dylan recitó la letras de canciones tradicionales como "John Henry" y "Come all you fair and tender ladies", seguidas por las palabras procedentes de sus canciones más conocidas como "Blowin' in the wind" y "The times they are a-changin'", demostrando su parecido con canciones anteriores.

Dylan también habló con entusiasmo sobre figuras de la música del pasado, calificando a Joan Baez como un "espíritu libre e independiente" y a Nina Simone como una "artista arrolladora".   Continuación...

 
Bob Dylan dio un largo discurso el viernes en una gala en su honor donde repasó las raíces de su música, al tiempo que alababa y tomaba el pelo a personajes famosos. 6 de febrero de 2015.  REUTERS/Mario Anzuoni