"Straight Outta Compton" debuta con potente recaudación de 56,1 mln dlr en Norteamérica

domingo 16 de agosto de 2015 15:00 GYT
 

Por Brent Lang

LOS ÁNGELES (Variety.com) - Puede que la trama de "Straight Outta Compton" ocurra hace más de dos décadas, pero sus temáticas de tensión racial, pobreza y brutalidad policial siguen cautivando al público en Norteamérica.

La película biográfica sobre el grupo de rap estadounidense N.W.A. debutó este fin de semana con unos brillantes 56,1 millones de dólares en 2.757 salas y superó a "American Pie 2" para convertirse en el mejor debut en agosto de un filme calificado para adultos.

Es el tipo de estreno reservado generalmente para las superproducciones con héroes y efectos especiales, pero no violencia urbana.

"La película abordó algo de nuestra cultura y lo convirtió en un éxito", dijo Phil Contrino, vicepresidente y analista jefe de BoxOffice.com.

El debut de "Straight Outta Compton" casi duplicó en un solo fin de semana su presupuesto de 29 millones de dólares, lo que significa que el filme podría ser uno de los más rentables del verano boreal.

Los miembros de N.W.A Ice Cube y Dr. Dre ayudaron a producir la cinta, que narra los primeros días del "gansta rap", y participaron de su campaña de marketing.

Universal, el estudio detrás del biopic musical, lleva un año para enmarcar, con una serie continua de éxitos como "Jurassic World", "Fifty Shades of Grey", "Pitch Perfect 2", "Furious 7" y "Minions", que llevaron sus ingresos a máximos históricos. Legendary Pictures cofinanció "Straight Outta Compton."

El éxito de esta película opacó el estreno de "The Man From U.N.C.L.E.", de Warner Bros., que recaudó unos pálidos 13,5 millones de dólares en 3.638 cines. El resultado es especialmente duro, ya que producirla costó 75 millones de dólares.   Continuación...

 
Los miembros del elenco de "Straight Outta Compton", en el estreno de la película, Los Angeles, 10 ago, 2015. Puede que la trama de "Straight Outta Compton" ocurra hace más de dos décadas, pero sus temáticas de tensión racial, pobreza y brutalidad policial siguen cautivando al público en Norteamérica.
REUTERS/Mario Anzuoni