ENFOQUE-Deporte venezolano en la lona, sofocado por crisis económica

jueves 9 de junio de 2016 13:33 GYT
 

Por Diego Oré

MARACAY, Venezuela (Reuters) - Cada mañana, el venezolano Elías Malavé ase su viejo arco, se carga a la cintura un puñado de flechas raídas y empieza a entrenar solo en un descampado de un complejo deportivo en la calurosa ciudad de Maracay, al centro del país.

Tras cinco horas disparando sin supervisión, entrenador, ni equipamiento adecuado, vuelve a casa a pie para cuidar a su hijo de dos años mientras prepara el entrenamiento del día siguiente.

Esta podría ser la rutina de cualquier deportista amateur, pero no debería ser la de Malavé, múltiple campeón nacional de tiro con arco y uno de los primeros venezolanos en lograr su clasificación a las Olimpiadas de Río hace ya casi un año.

La crisis económica que azota Venezuela ha obligado al Estado a recortar las vitales divisas para los atletas de alto rendimiento, incluidos varios de los 70 clasificados a Río quienes, como Malavé, entrenan solos, sin implementos apropiados y hasta se han visto en la necesidad de hacer colectas para costearse gastos.

"La respuesta siempre es la misma: 'no hay dinero'", se lamentó el arquero de 26 años que estuvo a punto de colarse entre los ocho mejores en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, su primera olimpiada.

"Pensé que iba a cambiar después de conseguir un cupo olímpico, pero no, nada cambió", agregó en un alto de su entrenamiento donde confesó que un compañero karateca le regaló suplementos vitamínicos porque él no ha recibido los necesarios.

Desde que clasificó a las Olimpiadas de Río de Janeiro, en julio del año pasado, Malavé se ha perdido el test olímpico -para probar las instalaciones del Sambódromo-, un mundial en Las Vegas y varios campamentos con su entrenador, el ruso Alexander Kirillov, a quien vio recién a mediados de mayo tras siete meses de contactos por correo electrónico.

"(Por) dejar de ver a mi entrenador un mes, no va a pasar nada, pero siete meses ya es demasiado. Ningún atleta de alto rendimiento pasa siete meses sin ver a su entrenador", se quejó.   Continuación...

 
José Vicente Gutiérrez, velerista del equipo olímpico venezolano, durante una sesión de entrenamiento en Naiguatá, en el estado Vargas, Venezuela. 18 de abril de 2016. REUTERS/Marco Bello