Nuevo enemigo de James Bond va más allá de cicatrices y gatos

sábado 5 de abril de 2008 11:37 GYT
 

Por Pav Jordan

SANTIAGO (Reuters) - Lejos están los días en que los enemigos de James Bond tenían ojos sangrantes, cicatrices o gatos peludos como mascotas. El nuevo adversario del súper espía no necesita verse malo para serlo.

Mathieu Amalric, quien encarna al nefasto empresario Dominic Greene en la nueva aventura de Bond "Quantum of Solace," no tendrá el típico rasgo físico de los villanos, pues dice que su anónima maldad lo hará más real y aterrador.

"Es tan difícil saber quien es el malo hoy," dijo Amalric, un reconocido actor francés, en una entrevista con Reuters en el remoto desierto de Atacama en el norte de Chile, que será en la película su guarida y parte de las instalaciones de un hotel de turismo ecológico.

"Probablemente (los villanos) están en los bancos, en las compañías de seguros, en los laboratorios, incluso en la crisis subprime," dijo.

El villano de la película ha sido siempre casi tan importante como el más famoso espía del mundo y a menudo refleja los temores del momento, ya sea una guerra nuclear o la estabilidad de los alimentos o la concentración del poder.

En la película, el personaje de Amalric forma parte de una siniestra organización que ayuda a restablecer una dictadura en Bolivia, a cambio de tierras ricas en recursos naturales.

La película se está realizando en un contexto de calentamiento global y la creciente escasez de agua.

"Mi personaje estuvo más pensado en el anonimato, con las grandes firmas, con la clandestinidad, con la discreción (...) para ser discreto, para estar bajo la arena, algo así como un camaleón," dijo el actor.   Continuación...