Jackson renegocia su deuda, no perderá rancho Neverland

viernes 9 de noviembre de 2007 22:11 GYT
 

LOS ANGELES (Reuters) - Michael Jackson está renegociando la deuda por su rancho Neverland en California y ya no corre peligro de perderlo por una ejecución de hipoteca como habían insinuado informes de medios, dijo el viernes su portavoz.

Raymone Bain, su portavoz, negó que la súper estrella de la música pop haya quedado en mora en un préstamo de 23 millones de dólares por el rancho del centro de California y dijo que se encontraba en las últimas etapas de renegociación.

El Rancho Valle Neverland, que recibe su nombre en honor a la historia de Peter Pan -el niño que no quería crecer-, tiene atracciones de un parque de diversiones, un zoológico y es el lugar donde Jackson recibía a pequeños niños para que se quedaran a dormir.

Registros del Condado de Santa Bárbara mostraron esta semana que Neverland aparecía en la lista mensual de sus ejecuciones por hipotecas, lo que provocó informes de los medios sobre que el músico estaba cerca de perder la propiedad.

El detalle de la ejecución de las hipotecas y la información de la mora señalaban que Jackson debía 23,2 millones de un préstamo de 23 millones obtenido por la propiedad, la que abandonó después de su juicio y absolución del 2005 por acusaciones de abusos contra menores.

"Contrario a lo publicado por en los reportes, el señor Jackson nunca estuvo en mora por el préstamo. El señor Jackson está en las etapas finales de renegociación y no perderá el Rancho Valle Neverland," afirmó Bain en un comunicado.

Bain indicó que Jackson renegoció la deuda en el 2006, que el préstamo había vencido en octubre del 2007. Ahora el músico está renegociando nuevamente.

Jackson, de 49 años, cerró Neverland después de su juicio y vivió en Irlanda, Dubai, Bahréin y Las Vegas. El músico dió este mes su primera entrevista en una década a la revista mensual estadounidense "Ebony," la que dijo que el cantante ahora está viviendo en la Costa Este del país.

Jackson viajó el jueves a Los Angeles para asistir a la celebración del cumpleaños 66 del líder de la lucha por los derechos civiles reverendo Jesse Jackson. Jesse Jackson se convirtió en el "consejero espiritual" del cantante durante el juicio del 2005.