Britney Spears consigue pasar algunas noches junto a sus hijos

viernes 12 de octubre de 2007 01:09 GYT
 

Por Jill Serjeant

LOS ANGELES (Reuters) - La estrella de la música pop Britney Spears obtuvo el jueves permiso para pasar una noche a la semana con sus dos pequeños hijos, después de que hizo una petición personal para recuperar la custodia de los niños.

Spears, de 25 años, provocó revuelo en los medios cuando llegó a la corte, vistiendo pantalones de mezclilla, una blusa de satén negra y lentes oscuros, horas después del inicio de la audiencia en que sus abogados habían pedido permiso para que la estrella del pop pasara algunas noches con sus hijos.

Es la primera vez que Spears aparece en los procedimientos por el futuro de Sean Preston, de 2 años, y Jayden James, de 1. Ella perdió la custodia de los niños la semana pasada ante su ex marido Kevin Federline después de que no cumplió con las órdenes de la corte sobre pruebas de drogas y alcohol.

Anteriormente, Spears compartía la custodia con Federline, pero actualmente sólo tiene permitido ver a los niños durante visitas diurnas supervisadas.

Decenas de fotógrafos y equipos de camarógrafos rodearon el Mercedes blanco de Spears cuando llegó a la Corte Superior de Los Angeles por las audiencias a puertas cerradas. La cantante dejó el tribuna cerca de una hora después, sin hablar a los periodistas. Federline no estuvo presente.

Un portavoz de la Corte Superior de Los Angeles dijo que el juez a cargo dio permiso a Spears para pasar una noche a la semana con los niños, bajo la supervisión de un monitor de la corte.

Antes de la llegada de Spears, el comisionado de la Corte Superior de Los Angeles Scott Gordon había dicho que no veía razón alguna para cambiar los términos de la orden de custodia de los niños.

El abogado de Spears dijo que la cantante quería que su madre Lynne actuara como monitor durante las visitas nocturnas. No estaba claro si la corte aprobó la solicitud. Informes de prensa han dicho que Spears se reconcilió recientemente con su madre después de una amarga separación de seis meses.   Continuación...