Cinta sobre uso esteroides critica cultura competitiva en EEUU

sábado 31 de mayo de 2008 12:39 GYT
 

NUEVA YORK, EEUU (Reuters) - Un documental estrenado este fin de semana en Estados Unidos aporta una mirada sobre el extendido uso de esteroides y sugiere que la cultura de ganar a cualquier precio que impera en ese país contradice las condenas públicas a este tipo de drogas.

"Bigger, Stronger, Faster" entrevista a aficionados al deporte, expertos médicos, legisladores estadounidenses y atletas como los velocistas Carl Lewis y Ben Johnson, y al ciclista Floyd Landis.

Sin embargo, el documental, de los productores de las películas de Michael Moore "Fahrenheit 9/11" y "Bowling for Columbine," también incluye toques de humor y anécdotas en primera persona del director, Chris Bell, quien confiesa haber usado esteroides junto a sus compañeros fisicoculturistas.

"Estoy básicamente remarcando toda la hipocresía que rodea al uso de esteroides," afirma Bell, de 35 años, quien cuenta que creció idolatrando y emulando a "ganadores" como Sylvester Stallone y Arnold Schwarzenegger.

"Al ver a todos esos héroes más corpulentos que lo normal, yo quise ser como ellos pero no sabía que usaban esteroides," dijo. "Nadie quiere hablar sobre los esteroides, y yo sabía que mis compañeros serían honestos, así que empecé a usarlos."

La película alcanza su propósito cuando explora cuál es la razón de que los esteroides tengan una mala fama, ya que tienen un propósito médico legítimo pero su uso sin receta es ilegal en Estados Unidos.

El documental sugiere que una parte del problema es la inclinación a hacer víctimas inocentes del problema a atletas como Ben Johnson, cuando el uso de estas sustancias se remota a los equipos olímpicos estadounidenses en la décadas de 1950 y los 1960.

También se plantea la falta de regulación por parte de las agencias encargadas de reglar el consumo de alimentos y medicamentos, como los suplementos alimentarios, que pueden incluir esteroides.

"Deberían estar trabajando en hacer mejores normas y leyes. Tienes que seguir las reglas pero éstas son bastante difusas," dijo Bell, que además sugiere que debe invertirse más en probar las drogas.

"El hecho de que todo tiene que ser más grande y mejor es parte de la mentalidad estadounidense," afirmó. "El problema no son los esteroides, son un efecto colateral de ser estadounidense. La idea de los esteroides nace de la necesidad de ganar," agregó.