Nueva chica Bond divide a los fanáticos, reimpulsa el debate

jueves 13 de noviembre de 2008 14:08 GYT
 

Por Mike Collett-White

LONDRES (Reuters) - Otra película de James Bond, otro debate sobre el papel de las mujeres en la larga saga.

En "Quantum of Solace", el personaje de Olga Kurylenko, Camille, fue concebido como un modelo femenino para el agente de hoy: dura, independiente y moderna.

La actriz comparte espacio en el póster promocional de la película con Bond, enfrenta el peligro en su propia misión y, a diferencia de sus predecesoras, no termina en la cama del agente secreto.

Sin embargo, esto no impresiona a todo el mundo, ya que la nueva entrega ha recibido críticas por su falta de contenido sexual, y los portales de los aficionados han argumentado que la mayoría de las chicas Bond, incluyendo a Camille, son de poca trascendencia para la trama o para la popularidad de las películas.

La revista Rolling Stone calificó a Camille en su reseña como "probablemente la más sosa de las chicas Bond".

La caracterización de las chicas Bond ha generado polémica desde que la franquicia de 22 filmes comenzó hace 46 años con "Dr. No", y algunos de sus personajes han sido calificados como carne con poca ropa para un súper agente misógino, mientras que otros han sido elevados a la categoría de iconos feministas.

Cuando la productora de Bond, Barbara Broccoli, se refirió recientemente a algunas de las primeras protagonistas como "progresistas", que tenían carreras y eran depredadoras sexuales a su manera, Fay Weldon, una escritora comúnmente asociada al feminismo dijo :

"Estas películas fueron un intento de los hombres para mantener a las mujeres en su lugar y asegurarse de que les plancharan las camisas".   Continuación...

 
<p>La actriz ucraniana Olga Kurylenko en el estreno mundial de "Quantum of Solace" en Londres 29 oct 2008. Otra pel&iacute;cula de James Bond, otro debate sobre el papel de las mujeres en la larga saga. En "Quantum of Solace", el personaje de Olga Kurylenko, Camille, fue concebido como un modelo femenino para el agente de hoy: dura, independiente y moderna. REUTERS/Dylan Martinez</p>