Jim Carrey retorna a la comedia con cinta "Yes Man"

miércoles 17 de diciembre de 2008 19:04 GYT
 

Por Alex Dobuzinskis

LOS ANGELES (Reuters) - El comediante Jim Carrey ha vuelto a hacer lo que sea necesario para causar risa, y en su nueva cinta "Yes Man" significa saltar desde un puente mientras habla por teléfono móvil y andar en motocicleta vestido en bata de hospital.

Esta situación es diametralmente opuesta al año pasado, cuando el actor en vez de una comedia protagonizó el oscuro drama "The Number 23", una cinta inspirada en la numerología que los críticos dijeron no tiene sentido.

En su nuevo filme Carrey vuelve a su sello de comedia familiar que hizo reír a carcajadas a las audiencias en cintas como "Liar Liar" y "Bruce Almighty", que recaudaron más de 180 millones de dólares y 240 millones de dólares, respectivamente, en las taquillas de Estados Unidos y Canadá.

"Number 23" logró 35 millones de dólares en recaudación.

"Realmente se reduce a pensar en alguien sentado riendo", comentó Carrey a la prensa en entrevistas recientes para promocionar la cinta.

Para "Yes Man", Carrey saltó de un puente en una escena que los directores dejaron para el final, en caso de pasarle algo a la estrella. El actor dijo que sólo lo haría en una oportunidad "así que mejor asegúrense de que quede en la cámara".

La decisión de Carrey se ajusta a la temática de "Yes Man", en la que interpreta a un prestamista que da un giro en su vida al adoptar una nueva filosofía y decirle "sí" a todo, desde aprender coreano a pilotear un avión.

Carrey se ha convertido en uno de los actores de comedia que más dinero recauda en las boleterías, pero también se ha atrevido con dramas como la cinta del 2004 "Eternal Sunshine of the Spotless Mind".

(Reporte de Alex Dobuzinskis, Editado en español por Patricia Avila)

 
<p>Foto de archivo del actor Jim Carrey durante el estreno de la cinta "Yes Man" en Madrid, 11 dic 2008. Carrey ha vuelto a hacer lo que sea necesario para causar risa, y en su nueva cinta "Yes Man" significa saltar desde un puente mientras habla por tel&eacute;fono m&oacute;vil y andar en motocicleta vestido en bata de hospital. REUTERS/Susana Vera/Files</p>