Pistola oro y Virgen conviven en "narcomuseo" mexicano

miércoles 11 de marzo de 2009 08:16 GYT
 

Por Anahí Rama

MEXICO DF (Reuters) - Dentro de los cuarteles generales del Ejército en México, la imagen de la Virgen de Guadalupe convive con una pistola de oro con esmeraldas y un perro disecado, todas piezas de un museo que muestra el violento mundo del narcotráfico.

El bautizado "Museo de Enervantes" pertenece a la Secretaría de la Defensa y no está abierto al público: sirve para capacitar a los soldados sobre el estilo de vida narco y las formas de traficar hacia Estados Unidos, según las autoridades.

Al avanzar por el museo sorprenden un celular de oro y diamantes, una camiseta blindada del capo Osiel Cárdenas, fusiles de asalto, rifles de alto poder, laboratorios clandestinos de metanfetaminas y hasta fotos del caso de una mujer que buscaba traficar heroína dentro de sus glúteos.

México vive una ola de sangrientas ejecuciones relacionadas con el narcotráfico que cobró la vida de 6,300 personas sólo el año pasado, en medio de una encarnizada lucha de los distintos cárteles y bandas por sus territorios.

El problema se ha convertido en una pesadilla para el Gobierno, que ha enviado miles de soldados a distintos estados pero no logra frenar la violencia.

El poderío de los cárteles de la droga locales ha crecido tanto que el museo empezó con una sola sala en 1985, cuando los colombianos reinaban en el negocio, y ahora ya cuenta con 10.

La agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA) tiene en sus instalaciones un museo de la droga abierto al público y Colombia abrió años atrás uno en la casa del fallecido capo del narcotráfico Pablo Escobar.

En el museo mexicano, una de las salas aborda la "narcocultura" y contiene uno de los principales símbolos de poder de los narcos: armas bañadas de oro, junto a poderosos fusiles de asalto que a diario siembran el terror en varias ciudades del norte.   Continuación...