Austria regresará pintura Klimt a herederos víctimas de nazis

lunes 20 de abril de 2009 19:09 GYT
 

VIENA (Reuters) - La ciudad austríaca de Linz decidió regresar una obra de arte de Gustav Klimt a los herederos de una mujer judía que murió durante el Holocausto.

El alcalde de Linz, Franz Dobusch, recomendó que la pintura perteneciente a la mujer, que se cree vale cerca de 15 millones de euros (19 millones de dólares), sea trasladada desde su galería de arte de Lentos a los descendientes de Aranka Munk, afirmó el lunes la municipalidad.

La recomendación mencionó los hallazgos de una experta independiente, Sophie Lillie, quien confirmó que la pintura había sido confiscada de manos de Munk por los nazis después de que fue deportada a un campo de concentración, donde murió en 1941.

La comisión administrativa de los museos de Linz y el consejo de la ciudad deberían oficializar la decisión en junio.

El abogado vienés Alfred Noll solicitó en el 2007 el retorno de la pintura de 1911 a la hija de Munk, Ria, quien ubicó la colección de Kinz a través de un comerciante de arte luego de la Segunda Guerra Mundial.

El heredero legal, quien desea mantenerse anónimo, elogió la decisión del lunes por medio de Noll y agradeció a las autoridades de Linz.

"Aunque ya han pasado más de 60 años, el regreso de este retrato familiar es profundamente feliz. Esto muestra que Linz está consciente de su responsabilidad histórica", afirmó el heredero en una declaración.

Casi toda la colección de arte de la familia se perdió a manos de los nazis en la Segunda Guerra Mundial, señaló el heredero.

Un fallo judicial obligó a Austria a devolver cinco pinturas de Klimt en el 2006 a Maria Altmann de California, descendiente de una familia cuyas obras fueron requisadas por los nazis en 1938 y entregadas más tarde al museo de arte de Belvedere en Viena.

(Editado en español por Marion Giraldo)