Gaultier y Valentino apelan al espríritu de la crisis

miércoles 8 de julio de 2009 20:24 GYT
 

Por Astrid Wendlandtand y Mathilde Gardin

PARIS (Reuters) - Trajes de estrellas del cine del período de la guerra de Jean-Paul Gaultier y delicados vestidos negros de Valentino coronaron el miércoles los espectáculos de alta costura en París.

Diversos costureros montaron recortados shows sobre las pasarelas o incluso los mezclaron, optando por presentaciones simples, cuando incluso hasta los escalones más altos de la moda sintieron la crisis económica mundial.

En medio de la penumbra, Gaultier emitió una nota desafiante.

"Por treinta, cuarenta años (...) uno ha estado hablando del funeral de la alta costura (...) encontrar soluciones (...) e incluso colocar las cosas más básicas en el tema", señaló, al presentar su colección invernal 2009-2010.

Inspirada por las estrellas del cine de la década de 1930 y 1940, la colección fue observada por la cantante australiana Kylie Minogue, el actor estadounidense Mickey Rourke y la diseñadora francesa Sonia Rykiel.

"Pero la crisis es el momento en donde uno debe crear nuevas formas de hacer cosas", dijo Gaultier una figura central en el escenario parisino de la moda por más de dos décadas.

En Valentino, los diseñadores Maria Grazia Chiuri y Pier Paolo Piccioli presentaron su segunda colección para la casa, la que siempre estará asociada con los dramáticos vestidos rojos de su predecesor Valentino Garavani.

Los diseñadores optaron por vestidos negros iluminados por vuelos, encajes y cascadas de muselina en una colección inspirada por la "frágil y peligrosa" femineidad.

(Reporte adicional de Sophie Hardach; Editado en español por Ricardo Figueroa)

 
<p>El dise&ntilde;ador franc&eacute;s Jean-Paul Gaultier aparece junto a unas modelos durante su colecci&oacute;n invernal 2009-2010 durante un show de alta costura en Par&iacute;s, 8 jul 2009. Trajes de estrellas del cine del per&iacute;odo de la guerra de Jean-Paul Gaultier y delicados vestidos negros de Valentino coronaron el mi&eacute;rcoles los espect&aacute;culos de alta costura en Par&iacute;s. REUTERS/Benoit Tessier</p>