25 de agosto de 2009 / 0:15 / en 8 años

Jackson murió por niveles letales propofol: forense

<p>Foto de archivo de una botella del anest&eacute;sico Propofol tomada en el Hospital Good Samaritan de Los Angeles, 31 jul 2009. El cantante pop Michael Jackson falleci&oacute; debido a que ten&iacute;a en su cuerpo niveles letales del poderoso anest&eacute;sico propofol, mostraron los resultados del jefe m&eacute;dico forense de Los Angeles, en documentos divulgados el lunes por una corte de Houston. REUTERS/Fred Prouser</p>

Por Chris Baltimore

LOS ANGELES (Reuters) - La estrella pop Michael Jackson murió de una dosis letal del poderoso anestésico propofol suministrada en un cóctel de remedios, lo que llevó a las autoridades a sospechar de su doctor por homicidio no premeditado, revelaron el lunes documentos de la corte.

Jackson sufrió un paro cardíaco y murió el 25 de junio a los 50 años. Desde entonces, la policía había analizado su muerte en una investigación que parece haber estado enfocada en el uso de medicamentos recetados y el rol de los médicos que lo trataron, incluido su doctor personal, Conrad Murray.

Murray se encontraba junto a la estrella pop el día de su muerte.

Los hallazgos, publicados en una orden de allanamiento del hogar y oficinas de Murray, revelan un cuadro de una estrella del pop insomne que no podía dormir sin estar fuertemente medicado.

Jackson pedía propofol - usado habitualmente para sedar a pacientes y anestesiarlos antes de procedimientos como colonoscopías- y la llamaba su “leche”.

“El jefe médico examinador del Departamento Forense de Los Angeles (...) indicó que había revisado los resultados preliminares de toxicología y su evaluación preliminar acerca del motivo de la muerte de Jackson se debió a niveles letales de propofol (diprivan)”, sostuvo una orden jurada de allanamiento para Murray emitida por California.

El jefe del Departamento Forense del Condado de Los Angeles es el doctor Lakshmanan Sathyavagiswaran.

El documento fue dado a conocer por la oficina de Distrito del Condado de Harris en Houston, donde Murray tiene sus oficinas, las que fueron allanadas por agentes estadounidenses el 22 de julio en busca de evidencias de homicidio no premeditado.

RESPONSABILIDAD DEL MEDICO

En una declaración jurada sobre la orden de registro, el oficial de la policía de Houston E.G. Chance sostuvo que agentes habían reunido “elementos que constituían evidencias del cargo de homicidio no premeditado que tienden a revelar que Conrad Murray cometió la ofensa criminal mencionada”.

El abogado de Murray, Ed Chernoff, no estaba disponible para realizar comentarios al respecto.

En un comunicado, un representante señaló que la familia Jackson tiene “plena confianza en el proceso legal y elogia los esfuerzos hechos por el forense del condado de Los Angeles, el fiscal de distrito de Los Angeles y el Departamento de Policía de la ciudad”.

Murray, quien estaba en el dormitorio de Jackson el 25 de junio administrando medicamentos para dormir, suplió con un amplio espectro de remedios al cantante antes de su muerte, incluida una dosis de 25-milígramos de propofol vía intravenosa a las 10:40 a.m. PDT, indicaba la orden estatal de allanamiento.

Jackson estaba “muy familiarizado” con el propofol y se refería a él como su “leche”, debido a su apariencia lechosa, señalaba la orden.

Murray, quien había estado tratando a Jackson por cerca de seis semanas previas a su deceso, estaba preocupado de que el artista fuera adicto al propofol. Murray estaba tratando de sacarlo del remedio dándole dosis menores, indicaba el texto.

Jason Hymes, un profesor de clínica asistente en la Universidad del Sur de California y que no está asociado al caso, dijo que el remedio era en realidad un anestésico. “Uno lo administra a alguien y luego les opera (...) el concepto de dar a alguien un anestésico general para problemas del sueño me choca por lo extraño y asombrosamente inapropiado”.

En las primeras horas del 25 de junio, Murray también le administró a Jackson dosis de Valium, Ativan y Versed, según señaló el documento.

Jackson fue a dormir luego de que Murray le diera el propofol y Murray se mantuvo a su lado por cerca de 10 minutos y luego se fue “para ir al baño”, indicaba la orden.

Murray dejó la habitación de Jackson por cerca de dos minutos y cuando volvió el artista ya no respiraba, concluyó el documento.

Reporte de Chris Baltimore, reporte adicional de Alex Dobuzunski Editado en español por Javier Leira

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below