28 de agosto de 2009 / 19:36 / hace 8 años

Muerte Jackson fue homicidio, posible cargo criminal

<p>Una botella del anest&eacute;sico Propofol en el hospital Good Samaritan en Los Angeles, 31 jul 2009. El departamento forense del condado de Los Angeles dijo el viernes que determin&oacute; que la muerte de la estrella de la m&uacute;sica pop Michael Jackson fue un homicidio, a causa de una grave intoxicaci&oacute;n por consumo del medicamento propofol y otras condiciones. El reporte forense es la primera declaraci&oacute;n oficial de que la muerte del cantante fue calificada como un homicidio.Fred Prouser/Archivo</p>

Por Bob Tourtelotte

LOS ANGELES, EEUU (Reuters) - La muerte de la estrella de la música pop Michael Jackson fue dictaminada como un homicidio por sobredosis de propofol y otros medicamentos, un caso que la policía referirá a fiscales para posibles cargos criminales, informaron el viernes funcionarios.

El departamento forense del condado de Los Angeles dijo en un comunicado que el propofol, un poderoso anestésico, y el sedante lorazepam fueron principalmente las drogas responsables de la muerte de Jackson. Otros medicamentos detectados en su sistema fueron midazolam, diazepán, lidocaína y efedrina.

Por otra parte, el departamento de Policía de Los Angeles dijo que su investigación sobre el deceso del cantante de música pop sucedida el 25 de junio está en proceso, pero que están refiriendo el caso a fiscales para que evalúen posibles cargos criminales contra su médico personal, Conrad Murray.

El reporte forense marcó la primera declaración oficial acerca de que la muerte del cantante fue un homicidio.

La lista de medicamentos detectados en el cuerpo de Jackson refleja una especie de coctel de sedantes, analgésicos y un estimulante. El midazolam es un sedante similar al propofol, usado para que pacientes queden en estado de somnolencia, pero no inconscientes, durante procedimientos como colonoscopías.

El diazepán, la versión genérica de Valium, es utilizado para calmar la ansiedad, mientras que la lidocaína es un analgésico y la efedrina, un estimulante.

El forense dijo que el reporte toxicológico completo permanece en reserva a pedido del Departamento de Policía de Los Angeles y de la fiscalía del condado de Los Angeles.

Los funcionarios lanzaron la investigación sobre las circunstancias que rodearon la muerte del cantante de "Thriller", quien sufrió un paro cardíaco en su mansión de Los Angeles.

La investigación se ha centrado en las drogas que Jackson tenía en su cuerpo y en varios médicos que cuidaban al cantante cuando murió, particularmente su doctor personal.

Las órdenes utilizadas para registrar la oficina de Murray sugirieron que el profesional es objeto de una investigación de homicidio.

Murray, un cardiólogo que posee oficinas en Houston y Las Vegas, fue contratado para atender al cantante mientras se preparaba para los conciertos y se encontraba a su lado cuando murió.

El doctor admitió anteriormente ante la policía que había administrado propofol a Jackson para ayudarlo a dormir, una sustancia que posee una apariencia lechosa y se usa para sedar pacientes.

¿APURO EN ACUSAR A MURRAY?

Junto con Murray, la policía indaga las actividades de otros médicos de Jackson, incluido su dermatólogo, y el viernes la oficina del fiscal general de California señaló que iniciará una investigación independiente de "varios médicos cuyos nombres han aparecido" en el sumario de Los Angeles.

El abogado de Murray advirtió que la investigación no está completa y que tampoco se conocen todos los detalles de la muerte de Jackson.

"No responderemos hasta tener un informe completo de la autopsia, incluida la lista completa de fármacos encontrados en el señor Jackson, sus cantidades y todas las otras informaciones que puedan permitir a médicos expertos independientes analizar e interpretar", dijo el abogado Ed Chernoff en un comunicado.

El forense señaló que el informe completo de toxicología permanece sellado a petición de la policía y fiscales de Los Angeles.

El abogado defensor Steve Cron, profesor en la escuela de Leyes de la Universidad Pepperdine, dijo que es significativo que el forense haya marcado la muerte como un homicidio y no como una sobredosis accidental debido a que significa que alguien además de Jackson era responsable.

Cron agregó que Murray podría llegar a pasar cuatro años de cárcel de ser acusado de homicidio involuntario, que a juicio de expertos es el cargo más probable.

Jim Cohen, profesor de Leyes en la universidad Fordham, dijo que Murray todavía puede presentar una defensa enérgica.

"No es un caso abierto o cerrado", afirmó. "Todos dicen que (el propofol) sólo puede ser administrado en un hospital. Estoy seguro que encontraran a algún experto que dice que eso se prefiere, pero no significa que sea requerido", añadió.

Un portavoz de la familia Jackson emitió un comunicado señalando que elogiaba las acciones de los grupos de orden público y que "esperan el día que se cumpla la ley".

Reporte adicional de Alex Dobuzinskis y Maggie Fox; editado en español por Gabriela Donoso

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below