Arrestan en EEUU al acosador de presentador de "American Idol"

viernes 30 de octubre de 2009 22:35 GYT
 

LOS ANGELES (Reuters) - Un hombre sospechoso de acosar al presentador de "American Idol", Ryan Seacrest, y quien portaba un cuchillo fue detenido el viernes en la oficinas del canal E! entertainment television y posteriormente entregado a la policía, señaló la cadena por internet.

El detective Gus Villanueva del departamento de policía de Los Angeles confirmó a Reuters que agentes detuvieron a un hombre frente al edificio de E!, donde también trabaja Seacrest, pero no dio mayores detalles y añadió que el individuo no ha sido formalmente arrestado.

E! Online identificó al hombre como Chidi Uzomah, un ex vendedor de seguros del cual la cadena dijo que había sido sentenciado a 15 días de cárcel y tres años de libertad condicional por atacar en septiembre a un miembro de la seguridad de Seacrest durante un evento de beneficencia.

El viernes, cuando Uzomah se apareció en las oficinas de E! en Los Angeles, los guardias de seguridad presentes lo reconocieron de las fotos que habían recopilado desde el pleito anterior y lo detuvieron, señaló E! en su sitio de internet.

"Un día interesante aquí en E!", dijo Seacrest, según fue citado al referirse al último incidente. "Mis gracias sinceras a la policía de Los Angeles, que nos ayudó hoy aquí en el edificio", añadió el presentador.

Sumado a su conducción del exitoso programa de televisión "American Idol" por la cadena Fox, Seacrest presenta "E! News" y un programa de radio cuyo estudio está ubicado en el edificio de E! en Los Angeles.

(Reporte de Alex Dobuzinskis; Editado en español por Ricardo Figueroa)

 
<p>Imagen de archivo del presentador de "American Idol", Ryan Seacrest, 8 ene 2008. Un hombre sospechoso de acosar al presentador de "American Idol", Ryan Seacrest, y quien portaba un cuchillo fue detenido el viernes en la oficinas del canal E! entertainment television y posteriormente entregado a la polic&iacute;a, se&ntilde;al&oacute; la cadena por internet. REUTERS/Rick Wilking/Files</p>