Padre de Bollywood protagoniza filme que compite para el Oscar

jueves 5 de noviembre de 2009 13:25 GYT
 

Por Shilpa Jamkhandikar

MUMBAI, India (Reuters) - Cuando Dhundiraj Govind Phalke decidió filmar una película en 1911, fue ridiculizado y enfrentó una grave escasez de financiamiento.

Pero sin perder el ánimo, vendió gran parte de sus pertenencias para crear el primer largometraje de India, "Raja Harishchandra", sembrando las semillas de lo que hoy se conoce como la industria cinematográfica más grande del mundo.

Cerca de un siglo después, cuando el artista de teatro de Mumbai Paresh Mokashi decidió hacer su primer filme, eligió contar la historia de Phalke, pero descubrió que su propia lucha no fue muy distinta a la de su protagonista.

"Hipotequé mi casa, saqué cada centavo que tenía en el bolsillo. Muchas personas no estaban seguras del guión ni del tema", dijo a Reuters Mokashi, quien completó "Harishchandrachi Factory" (La fábrica de Harishchandra) en el 2008.

Pero la historia de Mokashi tuvo un final feliz: "Harishchandrachi Factory" fue elegida para representar a India en los próximos premios de la Academia en la categoría Mejor Película Extranjera.

"Mi meta fue contar la historia de un hombre que inició lo que hoy es la industria de cine más grande del mundo. Phalke enfrentó muchos problemas mientras hizo el filme", dijo Mokashi.

"No tenía ni experiencia ni dinero y una familia que alimentar. Sin embargo, enfrentó todos estos obstáculos con una sonrisa y una actitud despreocupada", agregó.

Phalke, conocido como el padre del cine indio, estrenó "Raja Harishchandra" en 1913, para luego filmar 95 largometrajes y 26 cortos durante una carrera de 19 años.   Continuación...

 
<p>Imagen de archivo de los actores de Bollywood Mallika Sherawat y Rahul Bose durante la filmaci&oacute;n de la pel&iacute;cula "Maan Gaye Mughal-E-Azam" en Mumbai, India, mar 21 2008. Cuando Dhundiraj Govind Phalke decidi&oacute; filmar una pel&iacute;cula en 1911, fue ridiculizado y enfrent&oacute; una grave escasez de financiamiento. Pero sin perder el &aacute;nimo, vendi&oacute; gran parte de sus pertenencias para crear el primer largometraje de India, "Raja Harishchandra", sembrando las semillas de lo que hoy se conoce como la industria cinematogr&aacute;fica m&aacute;s grande del mundo. REUTERS/Manav Manglani/archivo</p>