23 de diciembre de 2009 / 21:40 / hace 8 años

Rockeras argentinas y mexicanas, conquistadas por la cumbia

5 MIN. DE LECTURA

Por Fiona Ortiz

BUENOS AIRES (Reuters) - Cuando un grupo de veteranas de grupos punk de Argentina y México se juntaron hace dos años para formar una nueva banda decidieron que el rock había perdido para ellas la capacidad de expresar indignación.

"Nos dimos cuenta de que era más punk tocar cumbia que formar otro grupo punk", dijo Ali "Guagua" Gardoki, mexicana y líder de la banda Kumbia Queers, el grupo que emergió de un debate de ideas para desafiar los prejuicios del rock contra la música latina bailable.

El sexteto versiona temas de los Ramones, Black Sabbath, y The Cure con el ritmo de la cumbia y letras lesbianas, y la satirización de tanto el rock como de la cumbia se convirtieron rápidamente en un éxito de la escena musical alternativa en Argentina, México y Chile.

Todos los países de América Latina tienen su versión de la cumbia -un estilo de salsa para las masas- desde la llamada "cumbia villera", un subgénero de la cumbia, argentina hasta las tradicionales orquestas colombianas.

La imagen popular de la cumbia es de un grupo de hombres vestidos con trajes de saco cruzado, dando pasos de baile precisos y raspando rítmicamente un instrumento llamado güiro.

Guagua lo da vuelta completamente: se saca su remera a rayas de marinero para mostrar sus tatuajes de anclas, y sus bultos de grasa sobre los breteles de su corpiño rojo mientras golpea el güiro, con una cerveza que se virtió sobre la cabeza y que chorrea sobre sus anteojos de aviador.

"Ella es mi chica metal, es mi chica ideal, pero no sabe bailar", grita al ritmo de Iron Man, de Black Sabbath, con melodía de cumbia por supuesto, mientras cientos de rockeros extasiados saltan al unísono apretando los puños y cantando con ella.

Guagua, de 42 años, ve a la banda como una transformación en vida del enojo permanente del punk a la estética hedonista de la cumbia de "todo está bien".

"El mensaje es euforia, amor y diversidad", dijo. Los miebros del grupo adoptan un rango amplio de identidades sexuales. En un concierto reciente de Kumbia Queers en Buenos Aires, rockeros con rastas y zapatillas se mezclaban con parejas lesbianas entre el público.

La Cumbia Domina

Kumbia Queers, originalmente visto como un proyecto alternativo, tomó protagonismo en la vida de sus miembros. Grabaron un álbum llamado "Kumbia Nena" y una canción para la banda de sonido de la taquillera película mexicana "Rudo y Cursi".

Las músicas argentinas de la banda tienen dificultad de hacerse tiempo para su grupo original She Devils.

Sobre el escenario, Guagua se viste como marinero, la guitarrista Pilar Arrese como cowboy, y Juana Chang, quien toca el charango, viste como tenista, un estilo de parodia a los Village People y los New York Dolls, con letras de cumbia supuestamente superficiales.

"Mucha gente lo vive como un chiste y está bien pero a ellas de a poco les fue ganando un sonido y por eso es auténtico, no es una pose, es algo que sienten y por eso tiene su gracia y su valor", dijo Leonardo Tarifeno, un argentino que escribe sobre cultura y es seguidor de la banda desde su comienzo.

Combinar el punk y la cumbia "que podría ser muy forzado en ellas resulta muy natural", agregó.

Chang admite que consideraba a la cumbia como música pop plástica.

"Los primeros ensayos fueron muy graciosos porque ninguna sabía ninguna cumbia", dijo.

La baterista Inés Laurencena tuvo que agregar instrumentos de percusión a su batería, y la guitarrista Arrese tuvo que mejorar su instrumento con un pedal wah.

En más de dos años que incluyeron conciertos en Canadá y Estados Unidos, su interpretación de la cumbia se volvió muy pulida, a pesar de que sólo tienen seis miembros, cuando la mayoría de las bandas de cumbia tienen por lo menos doce.

Su primer álbum fue mayoritariamente de covers. Pero en el álbum que están grabando ahora incluirán temas originales.

Fiel a sus ritmos contagiosos, la cumbia parece estar tomando el control de las Kumbia Queers, relegando al punk a un segundo plano.

"Cumbia es el pulso de América Latina", dijo Chang.

Editado en español por Ricardo Figueroa

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below