Conciertos, ¿una salida a crisis de la música en España?

viernes 26 de febrero de 2010 12:36 GYT
 

Por Teresa Larraz

MADRID (Reuters) - España, un país donde bajar música de internet en forma ilegal es una práctica aceptada, podría tener una opción a la crisis del sector causada por el derrumbe en las ventas de discos de esta década: los recitales.

Entre el 2000 y el 2008, el número de conciertos en España se duplicó, llegando a casi 145.000, los espectadores pasaron de 21 a casi 33,5 millones y los ingresos por ventas de entradas crecieron un 117 por ciento, pasando de 69 a 150 millones de euros, según datos incluidos en el anuario de la Asociación de Promotores de Música (APM) del país.

"La música no está en crisis, sino el modelo discográfico que funcionaba hasta ahora", dijo Diego Manrique, director adjunto de Radio 3 en la presentación del anuario en Madrid esta semana.

"El volumen está creciendo. Hay un desplazamiento insólito que está cambiando las reglas del juego: el consumidor es el que toma el poder", agregó.

España es uno de los países más afectados por la caída en la venta de música, con un 71,4 por ciento desde el 2001, lo que supone que de cada diez discos que se adquirían al principio de la década, hoy sólo se compran tres, según datos de la Federación Internacional de la Industria Fonográfica (IFPI, por sus siglas en inglés).

"El concierto se está convirtiendo en el motor de los ingresos de los músicos. Los músicos salen más a tocar, quieren hacer más 'shows'", dijo el vicepresidente de la APM, Julio Martí.

"Se está lanzando todo el mundo de la música a la carretera porque si quieres vivir es lo único por lo que paga la gente", explicó a Reuters Gema del Valle, directora de comunicación de la discográfica independiente Subterfuge.

Y es una opinión que parece reflejarse a pie de calle.   Continuación...