Nuevo servicio para los padres amantes de festivales

martes 23 de marzo de 2010 15:20 GYT
 

LONDRES (Reuters) - Antes, cuando llegaban los niños, sus padres tenían que dejar los festivales de rock and roll, las tiendas de campaña sucias y bailar hasta tarde al ritmo de la música.

Pero ahora, un nuevo servicio británico de cuidado de niños quiere prestar ayuda a los padres que quieren seguir yendo de fiesta a dos de los mayores festivales de música del Reino Unido.

Boutique Babysitting afirma que los padres pueden quedarse tranquilos, sabiendo que sus hijos están a salvo y cuidados por profesionales, disfrutando de un "mini festival" propio.

"Como cualquier padre que ha llevado a su hijo a un festival, sabemos exactamente cómo es: te encanta tener a tus hijos allí, pero incluso el padre más dedicado necesita un descanso a veces", comentó la cofundadora de Boutique Babysitting, Lisa Merrick-Lawless.

El servicio se ofrecerá en los festivales de Latitude y The Big Chill, en los que la empresa tiene pensado organizar una zona infantil con dos grandes carpas climatizadas y equipadas con suelos de goma, mantas, pufs y cojines.

Los padres pueden dejar a sus pequeños en dos turnos de cuatro horas, con uno más tarde después de que cierre el Área Infantil del propio festival por las noches.

Los niños podrán explorar y experimentar con sus propias zonas de estudio, producción y vestuario de música, así como un escenario.

Boutique Babysitting ha sido creada por Merrick-Lawless y Selina Cope, que han asistido a muchos festivales durante años, tanto con niños como sin ellos.

(Por Paul Casciato; Traducido por Redacción de Madrid; Editado por Juana Casas)