La Feria del Libro lleva aires nórdicos al soleado Madrid

viernes 28 de mayo de 2010 09:09 GYT
 

MADRID (Reuters) - La Feria del Libro de Madrid arrancó el viernes una edición protagonizada por la literatura nórdica, que ha calado hondo entre los lectores españoles tras el boom de la trilogía policíaca "Millenium" de Stieg Larsson.

Dinamarca, Finlandia, Islandia, Noruega y Suecia serán el eje central de la quincena más literaria de la capital de España, que fue inaugurada por la reina Sofía en un primaveral día en el paseo de Coches del parque del Retiro, donde estará hasta el próximo 13 de junio.

Los organizadores de la Feria del Libro no han querido ser ajenos al éxito de una literatura que en España, como en la mayoría de los países europeos, ha venido de la mano del fallecido Larsson y del también sueco Henning Mankell, creador del detective Kurt Wallander.

"Los países nórdicos son los invitados de honor y se han propuesto hacer 'nortear' a los visitantes del Retiro este año", dijo la organización en un comunicado.

"Para ello no sólo se servirán de una ventisca literaria procedente del norte y de un alud de escritores nórdicos de todo plumaje presentando y firmando libros, sino que ofrecerán una programación literaria, cultural y lúdica para adultos y niños, con un especial énfasis en estos últimos", añadió.

Escritores de novela negra, como los suecos Asa Larsson, John Ajvide Linqvist o Camilla Läckberg, estarán presentes en la cita madrileña, en la que está previsto que algunos de ellos -como Larsson, Mankell, el danés Leif Davidsen o el noruego Saabye Christensen- presenten sus últimos trabajos.

La novela negra nórdica tal y como la conocemos -crudamente detallada, de intrincada trama, a menudo entrelazada con temas sociales- empezó a ganar seguidores fuera de su mercado natal a fines de los 90, cuando la obra de Mankel ganó fuerza en Alemania.

Pero su éxito se mantuvo limitado al norte de Europa hasta hace unos pocos años, cuando la trilogía "Millennium" arrasó en las listas de mejor vendidos desde Francia hasta Brasil, vendiendo más de 25 millones de ejemplares en todo el mundo.

Escritores y editores suecos están de acuerdo en que es difícil repetir el éxito de Stieg Larsson en el escenario mundial porque la historia del propio autor es única: murió de forma repentina en el 2004 a los 50 años, antes de que se publicara su trilogía.   Continuación...