Escritor portugués José Saramago muere a los 87 años

viernes 18 de junio de 2010 15:03 GYT
 

Por Axel Bugge e Inmaculada Sanz

LISBOA/MADRID (Reuters) - El escritor José Saramago, primer premio Nobel portugués de Literatura, falleció el viernes en su vivienda de la isla canaria de Lanzarote a los 87 años, informó la editorial Alfaguara, que publica sus libros en España.

Escéptico y pesimista empedernido, Saramago combinó el realismo mágico con la acerba crítica política, levantando la voz en numerosas ocasiones contra las injusticias, el conservadurismo, la Iglesia y los grandes poderes económicos, a los que veía como las grandes enfermedades de su tiempo.

"Estamos todos hundidos en la mierda del mundo y no se puede ser optimista. El que es optimista, o es estúpido, o in sensible, o millonario", dijo en diciembre de 2008, durante la presentación en Madrid de "Las pequeñas memorias," una obra en la que recuerda su infancia entre los 5 y los 14 años.

La Fundación Saramago dijo que el escritor, que ganó el Nobel de Literatura en 1998 y que era miembro del Partido Comunista, había muerto de un fallo multi orgánico tras una enfermedad prolongada.

"Creo que es una gran pérdida para la cultura portuguesa", dijo a los periodistas el primer ministro portugués, José Sócrates, al conocer la noticia.

"Sus obras han enorgullecido a Portugal, su muerte vuelve a nuestra cultura más pobre", agregó.

El presidente luso, Anibal Cavaco Silva dijo que Saramago "siempre será un punto de referencia en nuestra cultura".

En España, la ministra de Cultura, Angeles González-Sinde, destacó la actividad pública del escritor.   Continuación...

 
<p>Imagen de archivo del escritor portugu&eacute;s y ganador de un premio Nobel Jos&eacute; Saramago, durante una conferencia de prensa en Madrid. Mar 3 2009. El escritor Jos&eacute; Saramago, primer premio Nobel portugu&eacute;s, falleci&oacute; el viernes en su vivienda de Lanzarote a los 87 a&ntilde;os, inform&oacute; la editorial que publica sus libros en Espa&ntilde;a, Alfaguara. REUTERS/Susana Vera/ARCHIVO</p>