Emocionado Sean Connery recibe homenaje en Festival de Edimburgo

lunes 21 de junio de 2010 19:37 GYT
 

Por Ian MacKenzie

EDIMBURGO (Reuters) - A punto de cumplir 80 años, el actor escocés Sean Connery recordó uno de sus papeles favoritos como un ex soldado renegado del Ejército británico en una gala de la película de 1975 "The Man Who Would be King", proyectada en el Festival Internacional de Cine de Edimburgo.

El filme protagonizado por Connery, Michael Caine, el canadiense Christopher Plummer y la estrella de origen indio Saeed Jaffrey fue exhibida entre aplausos la noche del domingo en el cine del festival con capacidad para 1.500 espectadores.

Connery es el mecenas del Festival desde 1992.

"Hay pocas películas sobre la amistad y es muy importante y esta fue acerca de eso", señaló un emocionado Connery.

"No me había percatado del impacto que iba a tener en mí", dijo entre lágrimas tras la recepción del público.

La película, una joya tardía del director estadounidense John Huston basada en un relato corto del escritor Rudyard Kipling, trata sobre dos pícaros soldados que van hasta el norte de Afganistán con el afán de convertirse en reyes y obtener una fortuna.

Con un dejo de nostalgia, Connery, quien cumple 80 años el 25 de agosto, dijo "es maravilloso estar de vuelta".

Caine, un oriundo de Londres quien interpretó a Peachy Carnehan, compañero del personaje Daniel Dravot (Connery) en "The Man Who Would be King", no pudo asistir, pero explicó en un mensaje: "Felices 80 años; no le pudo haber pasado a un mayor amigo".

Más temprano Connery, quien ha interpretado decenas de papeles a lo largo de los años, incluido el super agente británico James Bond, reveló una placa en su honor en la zona donde nació y creció en Fountainbridge, Edimburgo.

(Editado en español por Marion Giraldo)

 
<p>El actor Sean Connery a su llegada al Festival de Cine de Edimburgo, jun 16 2010. A punto de cumplir 80 a&ntilde;os, el actor escoc&eacute;s Sean Connery record&oacute; uno de sus papeles favoritos como un ex soldado renegado del Ej&eacute;rcito brit&aacute;nico en una gala de la pel&iacute;cula de 1975 "The Man Who Would be King", proyectada en el Festival Internacional de Cine de Edimburgo. REUTERS/David Moir</p>