Consternada Lindsay Lohan irá a cárcel por 90 días

miércoles 7 de julio de 2010 09:18 GYT
 

BEVERLY HILLS, EEUU (Reuters) - Una jueza de Beverly Hills determinó el martes que la actriz Lindsay Lohan deberá ir a la cárcel por 90 días, luego de que no asistiera a una serie de clases de educación sobre el alcohol, impuestas cuando fue arrestada en el 2007 por conducir ebria.

La jueza Marsha Revel determinó que Lohan, de 24 años, violó su libertad condicional al no asistir a siete clases de educación sobre alcohol. La magistrada ordenó que Lohan, quien lloró durante la sentencia, se entregue a las autoridades y que comience su sentencia el 20 de julio.

Del mismo modo, la estrella de "Mean Girls" deberá cumplir un programa domiciliario de control de sustancias durante 90 días una vez que cumpla su sentencia.

Lohan pidió disculpas a la jueza y dijo que se tomaba sus clases en serio.

"No tomo esto como una broma, esto es mi vida, esto es mi carrera. Es algo por lo que he trabajado toda mi vida", dijo la actriz.

La corte escuchó que Lohan faltó a siete clases de educación sobre el alcohol durante un período de 27 semanas y que no asistió semanalmente, como se lo ordenó una corte.

"No pude haber sido más clara y esto no ha terminado", dijo Revel, antes de dictar su sentencia.

Lohan escuchó a una funcionaria de su programa de educación alcohólica cuando testificó que presentó excusas para faltar a sus clases, ordenadas por la corte.

Entre los pretextos presentados por la actriz estaba la muerte de su tío y estar atrapada en Carolina del Norte.   Continuación...

 
<p>La actriz Lindsay Lohan asiste a una audiencia donde fue sentenciada a c&aacute;rcel por violar su libertad condicional y no cumplir lo dictaminado, en Beverly Hills. Jul 6 2010. Una jueza de Beverly Hills determin&oacute; el martes que la actriz Lindsay Lohan deber&aacute; ir a la c&aacute;rcel por 90 d&iacute;as, luego de que no asistiera a una serie de clases de educaci&oacute;n sobre el alcohol, impuestas cuando fue arrestada en el 2007 por conducir ebria. REUTERS/David McNew</p>