17 de agosto de 2010 / 19:58 / hace 7 años

¿Era James Bond un gánster neofascista?

<p>Foto de archivo del actor Daniel Craig, quien encarna al personaje James Bond, durante el estreno de la pel&iacute;cula "Casino Royale" en Londres, nov 14 2006. ames Bond no es m&aacute;s que un g&aacute;ngster que podr&iacute;a ejercer su oficio en cualquier pa&iacute;s que le ofrezca mujeres y martinis secos, indic&oacute; el escritor John le Carr&eacute;.Luke MacGregor</p>

LONDRES (Reuters) - James Bond no es más que un gángster que podría ejercer su oficio en cualquier país que le ofrezca mujeres y martinis secos, indicó el escritor John le Carré.

Puede que el agente 007 sea tan popular como ha sido siempre, pero no con el creador de George Smiley.

"No me gusta Bond. No estoy seguro de que Bond sea un espía. Creo que es un gran error incluir a Bond si uno está hablando de literatura de espionaje", indicó Le Carré en una entrevista en 1966 sobre la creación de Ian Fleming, su novelista rival.

"Me parece que es más parecido a un gángster internacional con, como dicen, licencia para matar (...) Es un hombre completamente ajeno al contexto político. A Bond, por ejemplo, no le interesa quién es el presidente de Estados Unidos o de la Unión Soviética", apuntó.

La entrevista se mostrará de nuevo esta semana como parte del programa de BBC4 "In Their Own Words", donde se repasan imágenes de archivo de algunos de los nombres más grandes en la literatura británica.

Pero esos videos eran de antes y ahora es otro momento.

"En estos días sería más amable", le dijo Le Carré a la revista Radio Times luego de ver una cinta de su entrevista.

"Supongo que perdimos la vista de los libros, en favor de las versiones fílmicas, ¿no?", agregó.

"En la raíz de Bond había algo neofascista y totalmente materialista", dijo Le Carré.

"Sientes que él podría haber pasado por las mismas travesuras en cualquier país, si las mujeres hubieran sido tan bonitas y los martinis tan secos", apuntó.

Le Carré, que trabajó para los servicios de inteligencia británicos MI5 y MI6 en los años 50 y 60, también dudó la credibilidad del protagonista de Fleming.

"Sabía que escribía sobre la realidad en 'The Spy Who Came in from the Cold', y que los escritos de Fleming eran fantasías deliberadas sobre su propia experiencia cuando estaba seguro en Nueva York", agregó.

Reporte de Isobel Coles, Editado en Español por Juana Casas

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below