Los japoneses van a "casas del terror" para refrescarse

jueves 2 de septiembre de 2010 13:30 GYT
 

Por Antoni Slodkowski

TOKIO (Reuters) - Con la mayor ola de calor en Japón desde las temperaturas récord de 1898, las "casas del terror" llamadas "obake yashiki" en japonés están realizando la labor tradicional de residencia de verano para refrescar a sus habitantes.

Las "casas fantasma" se construyeron en los parques de atracciones de Japón especialmente para el verano, con la tradición ligada al budismo nipón en la que se ve agosto como el mes en el que los espíritus ancestrales vuelven de visita al mundo de los vivos, por lo que los japoneses acuden a las tumbas de sus antepasados.

Este año, las casas del terror han registrado un gran incremento en el número de visitantes, mientras aprovechan la tradición nipona de contar historias de miedo para causar escalofríos a los clientes, refrescando su calor.

Con las altas temperaturas, el parque de atracciones Tokyo Dome City ha ampliado durante un mes la apertura de su casa del terror.

"Los japoneses relacionan habitualmente el verano con pasar miedo y sentirse más frescos gracias a ello", comentó Yoshinosuke Goto, portavoz del parque.

"Hemos abierto la casa del terror en verano durante los últimos 19 años, pero este año ha sido especial, hemos tenido muchos clientes más gracias a las altas temperaturas", agregó.

En las últimas seis semanas, alrededor de 40.000 estudiantes, parejas y trabajadores de la empresa han abarrotado la casa del terror del parque.

"¡Daba miedo! Estábamos tan tensos que empezamos a tener sudores fríos", dijeron Takuya Fujita y Mai Uchino, trabajadores de la compañía, pegadas la una a la otra después de salir de la inquietante atracción.   Continuación...