George Michael niega recibir un trato especial en prisión

lunes 4 de octubre de 2010 09:55 GYT
 

LONDRES (Reuters) - El cantante George Michael negó los reportes que aseguran que está recibiendo un trato especial en prisión, donde se encuentra por conducir bajo la influencia de las drogas.

En un comunicado, el ex líder de Wham!, de 47 años, dijo que se sentía obligado a responder a lo que calificó de "la basura habitual" publicada en la prensa.

Michael fue condenado a ocho semanas de cárcel el mes pasado tras un accidente automovilístico sufrido en Londres en julio. También recibió una multa y le fue retirado el carné de conducir durante cinco años.

El cantante fue informado de que pasaría cuatro semanas entre las rejas y pasaría el resto de su sentencia en libertad condicional.

"Por mucho que preferiría obviar la basura habitual que leo día tras día sobre mi tiempo aquí en prisión, creo que es justo para mis seguidores, familiares y amigos responder de alguna manera, aunque pronto estaré en casa", declaró.

"Así que por favor creanme cuando les digo que en las últimas tres semanas no han habido lágrimas, ni ansiedad, ni acoso. De hecho, nada parecido a una noche sin dormir".

"Por el contrario, he sido tratado con amabilidad tanto por mis compañeros en prisión como por el personal de la cárcel y, hasta donde puedo decir, no he recibido un trato especial de ninguna clase, si no cuento, por supuesto, con que algunos de los tipos de aquí me dejan ganar al billar", agregó.

La estrella de éxitos como "Careless Whisper" y "Faith" también sugirió que volvería al estudio de grabación después de años sin sacar material nuevo.

"He pasado la mayoría de mis días leyendo miles de cartas y postales de apoyo increíble de gente de todo el mundo. Prometo retribuir su amabilidad con música nueva en cuanto pueda", declaró.   Continuación...

 
<p>Imagen de archivo del cantante brit&aacute;nico George Michael, llegando a una corte en Londres. Sep 14 2010 El cantante George Michael neg&oacute; los reportes que aseguran que est&aacute; recibiendo un trato especial en prisi&oacute;n, donde se encuentra por conducir bajo la influencia de las drogas. REUTERS/Toby Melville/ARCHIVO</p>