17 de octubre de 2010 / 12:20 / en 7 años

Galería de arte en Damasco desata guerra cultural siria

<p>Imagen de archivo de Khaled Samawi, propietario de la galer&iacute;a Ayyam, en su oficina de Damasco. sep 23 2010. Un banquero devenido en propietario de una galer&iacute;a ha desatado una "guerra cultural" en el conservador mundo del arte de Siria, con una agresiva campa&ntilde;a para introducir obras de arte contempor&aacute;neo &aacute;rabe en los lucrativos mercados internacionales. Youssef Abdelke, cuyos grabados y pinturas en carbonilla representan una era de malestar pol&iacute;tico &aacute;rabe, dice que el extravagante propietario de la Galer&iacute;a Ayyam, Khaled Samawi, est&aacute; vendiendo obras de poca calidad a precios elevados.Khaled Al-Hariri</p>

Por Khaled Yacoub Oweis

DAMASCO (Reuters) - Un banquero devenido en propietario de una galería ha desatado una "guerra cultural" en el conservador mundo del arte de Siria, con una agresiva campaña para introducir obras de arte contemporáneo árabe en los lucrativos mercados internacionales.

Puede que la disputa transcurra principalmente en internet y en la prensa del vecino Líbano, lo que muestra los límites en los medios de Siria, controlados por el Estado.

Pero la misma golpea el corazón del mundo del arte de Damasco, enfrentando la tradición intelectual forjada por las luchas políticas y sociales de las últimas cuatro décadas contra una ética comercial y más apolítica orientada a occidente.

Youssef Abdelke, cuyos grabados y pinturas en carbonilla representan una era de malestar político árabe, dice que el extravagante propietario de la Galería Ayyam, Khaled Samawi, está vendiendo obras de poca calidad a precios elevados.

Esto, sostiene Abdelke, reduce la calidad por todo Oriente Medio y pone en riesgo lo que los artistas posicionados y galeristas veteranos consideran como arte serio.

Este artista de 60 años, cuyas obras forman parte de colecciones como la del British Museum, dejó Ayyam el año pasado como forma de protesta.

Samawi cuestiona las acusaciones de Abdelke y dice que el arte sirio estaba subvaluado antes de su llegada a la escena del arte en 2006.

La agresiva estrategia de marketing de la galería de Ayyam ha incluido una expansión en Beirut y Dubai y ventas en casas de subastas internacionales como Christie's y Sotheby's, llevando el arte sirio a un público más amplio.

El debate escaló el mes pasado después de que un provocativo video en YouTube mostrara gente quemando un artículo de Abdelke en un periódico, en el que el pintor acusa a Samawi de vender arte como si fuera una mercadería.

El video fue realizado por Ammar al-Beik, uno de los jóvenes que Ayyam está promoviendo como artista contemporáneo, un contraste con la generación de Abdelke, con más consciencia social.

ARTE Y EXPRESION POLITICA

Siria ha estado al frente del arte moderno en el Oriente Medio árabe, a pesar del Gobierno unipartidista del país. El mismo Abdelke estuvo en prisión de 1978 a 1980 y vivió en Francia durante 24 años antes del retorno triunfal a su patria en 2005.

Las series de grabados de Abdelke de 1989 a 1995 de gobernantes militares árabes presentan a generales jactanciosos rodeados de miseria.

El pintor sirio Nazir Ismail, de 63 años, uno de los artistas más prolíficos de Siria, llegó a la fama con pinturas que incluían rostros abstractos que nunca tuvieron boca, un símbolo de los severos límites a la libertad de expresión en el país.

Los expertos dicen que las cuatro décadas de represión en realidad han promovido un renacimiento en el arte moderno sirio. Desde que el partido Baath llegó al poder en 1963 e impuso leyes de emergencia, los artistas con frecuencia han expresado motivos políticos a través de la abstracción.

Los precios del arte sirio permanecieron relativamente modestos hasta hace cinco años, cuando hombres de negocios del Golfo comenzaron a ver el arte contemporáneo como una inversión y Siria levantó los vetos a los emprendimientos privados.

En 2006, cuando Ayyam inauguró en Damasco, los precios comenzaron a dispararse.

Las galerías bien posicionadas de Damasco dicen que Ayyam ha inflado los precios acumulando una gran colección, limitando la oferta y promoviendo a artistas desconocidos ante clientes del Golfo que no son entendidos.

Samawi rechazó las críticas y dijo que la atención internacional puesta sobre el Oriente Medio árabe tras los ataques de 2001 contra Estados Unidos había ayudado a catapultar el arte sirio.

"Ayyam fue el primero, fue agresivo y dinámico. No creo que el arte de Oriente Medio hoy sea caro solo porque valía un décimo de su precio hace 10 años", dijo Samawi a Reuters. Los precios de las obras de arte en Irán y Oriente Medio también aumentaron mucho en los últimos cinco años.

Samawi, ex banquero en Suiza, casi duplicó los precios de venta de las pinturas del artista sirio Safwan Dahoul en una exposición en 2006, y los valores han seguido aumentando desde entonces.

Desde que Abdelke y otros dos grandes artistas dejaron Ayyam el año pasado, Samawi ha reclutado una generación más joven de pintores.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below