American Ballet Theatre actuará en Cuba después de 50 años

martes 2 de noviembre de 2010 18:01 GYT
 

Por Jeff Franks

LA HABANA (Reuters) - El American Ballet Theatre vuelve esta semana a Cuba después de 50 años para rendir tributo a la legendaria bailarina cubana Alicia Alonso, en el último intento de diplomacia cultural para superar la división política entre Estados Unidos y la isla de gobierno comunista.

Alonso, que cumplirá 90 años el 21 de diciembre, bailó en las décadas de 1940 y 1950 con la compañía de Nueva York.

Bailarines y ejecutivos del American Ballet Theatre dijeron el martes que estaban contentos de estar en Cuba por el histórico papel que tuvo Alonso en su compañía y la importancia simbólica de su regreso después de tantos años a la isla situada a sólo 145 kilómetros de Florida.

"Es muy difícil decir qué impacto político podría tener nuestra presencia aquí, porque no somos políticos", dijo el director artístico de la compañía, Kevin McKenzie, en una conferencia de prensa en La Habana.

Pero dijo que la compañía estadounidense tenía "la profundidad cultural para superar todas las diferencias con una cultura de mentalidad parecida".

"No es nuestro propósito hacer otra cosa que hablar sobre nuestras similitudes culturales", dijo. "Creo que ese diálogo es lo que expandiremos hacia horizontes más brillantes y positivos en el futuro", agregó.

Alonso regresó a Cuba tras la revolución que llevó en 1959 al poder a Fidel Castro y se encargó del Ballet Nacional de su país, donde formó a bailarines que ahora actúan en varias partes del mundo.

Dos de los principales bailarines del American Ballet Theatre, José Manuel Carreño y Xiomara Reyes, nacieron en Cuba y se formaron bajo el ala de Alonso.   Continuación...

 
<p>Foto de archivo del American Ballet Theatre durante un programa de entrenamiento en Nueva York, jul 27 2007. El American Ballet Theatre vuelve esta semana a Cuba despu&eacute;s de 50 a&ntilde;os para rendir tributo a la legendaria bailarina cubana Alicia Alonso, en el &uacute;ltimo intento de diplomacia cultural para superar la divisi&oacute;n pol&iacute;tica entre Estados Unidos y la isla de gobierno comunista. REUTERS/Shannon Stapleton</p>