Reducción emisiones carbono podría salvar osos polares: estudio

miércoles 15 de diciembre de 2010 15:46 GYT
 

Por Yereth Rosen

ANCHORAGE, EEUU (Reuters) - No todo está perdido para el oso polar a pesar del rápido derretimiento del hielo del mar Artico, un elemento vital para la supervivencia de estos animales, informaron el miércoles investigadores.

Pese a las afirmaciones pesimistas de que los osos polares están condenados debido a que el hielo del mar en el verano se ha derretido irreversiblemente, un nuevo estudio concluye que reducciones significativas a las emisiones de carbono harían al planeta más frío, reconstituirían el hielo y salvarían el hábitat del Artico y a los animales que viven en él.

"Esta es una gran evidencia científica de que hay esperanzas", dijo Steve Amstrup, un retirado experto en osos polares del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS por su sigla en inglés) quien lideró el estudio publicado en la revista Nature.

"Aquí hemos demostrado que podemos conservar a los osos polares. Si podemos hacer eso, tiene ramificaciones mucho mayores", agregó.

Los osos polares se han convertido en un símbolo de temores sobre el cambio climático porque dependen de amplias extensiones de hielo durante todo el año en el mar, las cuales se han vuelto escasas en verano y meses de otoño.

Las tendencias al calentamiento se ven amplificadas en las regiones polares, en gran parte debido al efecto "albedo" que acelera los impactos del calor solar ya que la nieve y el hielo que reflejan la luz son reemplazados por superficies de agua y paisajes oscuros.

Amstrup fue parte del equipo del USGS que en 2007 concluyó que era probable que dos tercios de los 22.000 osos polares del mundo -incluyendo a los de Alaska- desaparecieran para mediados de siglo si las actuales tendencias de emisiones de carbono y calentamiento continúan.

Aunque esa predicción se mantiene válida, el nuevo estudio descubrió que las condiciones del hielo no se han vuelto tan graves que no puedan repararse, dijo Amstrup en una entrevista telefónica.   Continuación...