18 de abril de 2011 / 19:40 / en 6 años

ENTREVISTA-Guardias y armas protegen antiguos tesoros en Egipto

<p>Zahi Hawas, Ministro egipcio de Antiguedades, muestra uno de cuatro objetos recuperados tras la revoluci&oacute;n de enero en El Cairo, abr 12 2011. Egipto reforz&oacute; la seguridad de sus tesoros antiguos, que fueron blanco de saqueadores durante las masivas protestas contra el Gobierno, dijo el lunes el principal arque&oacute;logo del pa&iacute;s, a&ntilde;adiendo que reanudar&iacute;a una b&uacute;squeda para repatriar piezas desaparecidas. REUTERS/Asmaa Waguih</p>

Por Sarah Mikhail

EL CAIRO (Reuters) - Egipto reforzó la seguridad de sus tesoros antiguos, que fueron blanco de saqueadores durante las masivas protestas contra el Gobierno, dijo el lunes el principal arqueólogo del país, añadiendo que reanudaría una búsqueda para repatriar piezas desaparecidas.

Varios tesoros de la era faraónica desaparecieron cuando saqueadores entraron en el Museo Egipcio el 28 de enero, en medio de enfrentamientos entre la policía y los manifestantes que terminaron derrocando al presidente Hosni Mubarak.

Ladrones también irrumpieron en un depósito cerca de las pirámides de Dahshour, 35 kilómetros al sur de El Cairo, atacando dos veces en un lapso de días y robando cientos de artículos.

Algunas piezas fueron devueltas y la seguridad se ha reincorporado en varios sitios turísticos luego de que las protestas se extinguieron y una junta militar asumió el poder.

“Ahora estamos protegiendo los monumentos egipcios, estamos poniendo seguridad en todos lados (...) estamos colocando guardias con armas en todos lados”, dijo Zahi Hawass, ministro de Estado para Asuntos de Antigüedades, a Reuters. “La gente siente la estabilidad ahora”, agregó.

La semana pasada, cuatro piezas faraónicas tomadas del museo fueron devueltas al fastuoso edificio en la plaza Tahrir, el epicentro de las protestas.

FIGURA CONTROVERTIDA

Hasta la fecha, 37 objetos siguen desaparecidos del museo, dijo Hawass, agregando que la magnitud de los saqueos fue mínima teniendo en cuenta el caos que se apoderó de la ciudad durante la revuelta.

“Si la policía se fuera de la ciudad de Nueva York o de cualquier ciudad en Alemania u otra parte del mundo por algunas horas, los locales dañarían todo”, opinó. “Los jóvenes de Egipto protegieron al museo de grandes saqueos y agresiones”, puntualizó.

Hawass, una celebridad que se viste como Indiana Jones, el explorador interpretado por el actor de Hollywood Harrison Ford, es una figura controvertida dentro de Egipto y de la comunidad arqueológica internacional.

Este año fue criticado por minimizar la importancia de las piezas robadas en los saqueos. Luego admitió que los ladrones se habían llevado ocho objetos valiosos de la era de los faraones Tutankamón y Akenatón, desatando interrogantes de por qué había dicho lo contrario en un primer momento.

Hawass, que ha liderado una larga campaña para repatriar las antigüedades egipcias exhibidas en el exterior, dijo que con la seguridad restablecida, ahora reanudaría los esfuerzos por recuperar el busto de la Reina Nefertiti, una de las obras más copiadas del Antiguo Egipto, que se encuentra en Berlín.

La escultura de piedra caliza de 3.400 años de antigüedad, famosa por sus ojos en forma de almendra y cuello de cisne, ha desatado un agitado debate entre Alemania y Egipto.

“Estoy defendiendo a mi país, estoy defendiendo a las antigüedades y voy a seguir haciéndolo”, enfatizó Hawass.

Editado en español por Patricia Avila

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below