Príncipe Guillermo y Kate Middleton ya están casados

viernes 29 de abril de 2011 08:36 GYT
 

Por Mike Collet-White y Michael Holden

LONDRES (Reuters) - El príncipe Guillermo, segundo en la línea de sucesión a la Corona británica, y su novia Kate Middleton se casaron el viernes en la abadía de Westminster en una ceremonia llena de pompa que atrajo una enorme audiencia en todo el mundo e insuflado una nueva vida a la monarquía.

Guillermo, de 28 años, y Middleton, de 29, intercambiaron sus votos ante casi 2.000 invitados en la abadía y ante una audiencia en televisión e internet de millones de personas.

Fueron declarados casados formalmente por el arzobispo de Canterbury Rowan Williams, líder espiritual de la Iglesia de Inglaterra.

El novio llevaba el brillante uniforme rojo de coronel de Guardias Irlandeses mientras las campanas repicaban cuando entró en la histórica abadía, mientras que la novia llevaba un vestido diseñado por Sarah Burton, firma de Alexander McQueen.

Entre los invitados que llenaron la iglesia de coronación de la monarquía desde que Guillermo el Conquistador fue coronado allí en 1066 había realeza de todo el mundo -entre ellos los invitados españoles, la reina Sofía y los príncipes Felipe y Letizia-, políticos y amigos, además de famosos como David y Victoria Beckham o Elton John.

Miles de personas de todo el mundo esperaban en el exterior, muchos de ellos después de pasar la noche acampados, en un intento de ver a los futuros reyes del país, impulsando una sensación de bienestar que ha sacado al país brevemente del desánimo por la crisis económica.

"La gente que vea esto debe pensar que estamos completamente locos, pero simplemente no hay comparación", dijo Denise Mill, una mujer de 58 años del sur de Inglaterra. "Simplemente tenía que estar aquí, declaró.

Junto a ella, la multitud se imbuyó en el espíritu festivo en un día fresco y nublado, ondeando la bandera nacional, que ya inunda las calles de la capital británica.   Continuación...

 
<p>El pr&iacute;ncipe Guillermo y Catalina, duquesa de Cambridge al acabar la ceremonia REUTERS/Toby Melville</p>