Aretha Franklin sufre fractura dedo de pie, pero continúa gira

martes 21 de junio de 2011 19:33 GYT
 

LOS ANGELES (Reuters) - La "Reina del Soul" Aretha Franklin ha sumado un nuevo tipo de calzado para sus presentaciones.

La cantante de "Respect" se fracturó el dedo gordo de su pie izquierdo la semana pasada usando sus zapatos favoritos Jimmy Choo y ahora canta usando un calzado que le dieron en un hospital, dijo el martes su representante.

Franklin acababa de realizar un espectáculo privado en Dallas cuando volvió a su hotel y se tropezó con el exclusivo zapato, que estaba en el suelo debido a que estaba empacando, dijo Tracey Jordan, portavoz de la cantante.

El taco del zapato "envolvió" el dedo gordo del pie izquierdo de Franklin, indicó Jordan.

Unos días después, mientras estaba de gira, Franklin fue a un hospital en Indiana. Allí le informaron que se había fracturado el dedo y le pusieron un zapato de madera con paño azul para que pudiera apoyarse sin problemas.

"La primera pregunta fue, '¿Cómo voy a lograr que este zapato haga juego con mi vestido?'", dijo Franklin, cuando contó por primera vez que se había fracturado un dedo, según Jordan.

Pero la cantante de 69 años ha seguido con su gira y el martes por la noche iba a actuar en Virginia.

Franklin, cuyos éxitos incluyen "Chain of Fools" y "I Say a Little Prayer", canceló en noviembre apariciones por seis meses por órdenes médicas y más tarde se sometió a una cirugía.

No ha revelado de qué tipo fue la cirugía ni cuál fue el motivo por el cual se sometió a ella.

(Reporte de Alex Dobuzinskis: Editado en español por Javier Leira)

 
<p>Foto de archivo de la cantante y "Reina del Soul" Aretha Franklin durante un evento a beneficio en Nueva York, mayo 3 2011. Franklin ha sumado un nuevo tipo de calzado para sus presentaciones. La cantante de "Respect" se fractur&oacute; el dedo gordo de su pie izquierdo la semana pasada usando sus zapatos favoritos Jimmy Choo y ahora canta usando un calzado que le dieron en un hospital, dijo el martes su representante. REUTERS/Eric Thayer</p>