Renaciente festival WOMAD 2011 convoca multitudes en Inglaterra

lunes 1 de agosto de 2011 11:10 GYT
 

Por Jan Harvey

MALMESBURY, Inglaterra (Reuters) - Aquellos que se quejan de que el festival WOMAD es "demasiado seguro" no deben haber visto el alegre caos que se armó frente al escenario cuando tocaba la banda punk-gitana Gogol Bordello's el domingo en la noche.

De todos modos, fue un evento de lo más civilizado. Cuando una fanática se dio cuenta, luego de ser rescatada por la gente de seguridad, de que le faltaba su bolso, la multitud detuvo su rebeldía para ayudarla a buscarlo.

Eso es lo que se espera de un festival que ha cultivado una reputación de buena educación y atmósfera familiar.

"Nuestro objetivo es llegar a una audiencia familiar", dijo la programadora artística de WOMAD Paula Henderson. "Hacemos talleres infantiles y tenemos el parque de atracciones, un proyecto artístico para niños. Es un evento familiar y la gente se siente muy segura aquí", explicó.

El festival Mundo de Música, Arte y Danza (WOMAD por su sigla en inglés) nació en el sur de Inglaterra y se convirtió en uno de los mayores eventos musicales del mundo, con la participación de artistas tan diversos como Asian Dub Foundation, Neneh Cherry y Housemartins.

Alrededor de 35.000 personas se reunieron este fin de semana en la finca Charlton Park, cerca de la ciudad de Malmesbury, en el arbolado condado de Wiltshire, para aprovechar el sol y música de la mejor: desde soul, electrónica y cumbia, hasta dubstep, flamenco, jazz, folclore y rock.

Desde el punto de vista musical, el eje es introducir nuevos sonidos más que actuaciones que convoquen a un público masivo.

"Tenemos a AnDa Union de China, que nunca había tocado en el Reino Unido, a Bombina, que nunca había tocado con nosotros", dijo Henderson.   Continuación...

 
<p>El cantante Eugene Hutz del grupo Gogol Bordello durante el Festival All Points West en Liberty State Park de Jersey City, EEUU, ago 1 2009. Aquellos que se quejan de que el festival WOMAD es "demasiado seguro" no deben haber visto el alegre caos que se arm&oacute; frente al escenario cuando tocaba la banda punk-gitana Gogol Bordello's el domingo en la noche. REUTERS/Eric Thayer</p>