El centenario del Titanic pone a Belfast en el mapa turístico

martes 20 de diciembre de 2011 12:55 GYT
 

Por Ian Graham

BELFAST (Reuters) - Una vez formó parte de la lista negra junto a Bagdad o Beirut como una zona prohibida para los turistas, pero Belfast se ha convertido ahora en uno de los destinos imprescindibles del mundo gracias a su conflictivo pasado, gran presente para jugar al golf y el inminente aniversario de la tragedia del Titanic.

Durante décadas de violencia sectaria pocos extranjeros visitaban Irlanda del Norte, pero el cese del fuego y el acuerdo de paz entre los grupos de milicianos católicos y protestantes han transformado la provincia, provocando un boom del turismo, desde 400.000 visitantes en 1998 a 1,6 millones este año.

El año que viene, cuando la ciudad conmemore el aniversario del hundimiento del Titanic, que fue construido en el astillero Harland and Wolff de Belfast, las autoridades turísticas esperan un incremento del 20 por ciento en el número de visitantes.

Instando a los turistas a conocer Belfast en su "Lo mejor del mundo en 2012", National Geographic Traveller dijo este mes que la ciudad tenía un "ambiente increíble".

"Sentí que este lugar era un tesoro que se había conservado de algún modo", dijo el editor jefe Keith Bellows. "No ha sido pisoteado por el turismo y me encantó su pureza", agregó.

La incursión de Belfast se produjo tres años después de que la Lonely Planet despertara el interés internacional en la ciudad al situarla entre sus 10 principales lugares a visitar.

La explosión de vuelos de bajo costo en Europa también ha ayudado, facilitando una oportunidad barata para volar a Belfast.

EL IMPULSO DEL TITANIC   Continuación...

 
<p>Imagen de archivo del dique seco donde alguna vez repos&oacute; el Titanic en Belfast, abr 24 2008. Una vez form&oacute; parte de la lista negra junto a Bagdad o Beirut como una zona prohibida para los turistas, pero Belfast se ha convertido ahora en uno de los destinos imprescindibles del mundo gracias a su conflictivo pasado, gran presente para jugar al golf y el inminente aniversario de la tragedia del Titanic. REUTERS/Jonathan Saul/Files</p>