15 de mayo de 2012 / 16:13 / en 5 años

Festival de Cine de Cannes se abre al caos y la comedia

<p>Una representaci&oacute;n del premio Palma de Ooro en la v&iacute;spera del Festival de Cine de Cannes, Francia, mayo 15 2012. La comedia dominar&aacute; el mi&eacute;rcoles la apertura del Festival de Cine de Cannes, con la fantas&iacute;a infantil "Moonrise Kingdom", de Wes Anderson, compitiendo por la atenci&oacute;n de los medios mundiales con el ca&oacute;tico general Aladeen, alter ego de Sacha Baron Cohen. REUTERS/Christian Hartmann</p>

Por Mike Collett-White

CANNES, Francia (Reuters) - La comedia dominará el miércoles la apertura del Festival de Cine de Cannes, con la fantasía infantil “Moonrise Kingdom”, de Wes Anderson, compitiendo por la atención de los medios mundiales con el caótico general Aladeen, alter ego de Sacha Baron Cohen.

Miles de periodistas y directivos de la industria del cine están en la glamorosa Riviera francesa para 12 atareados días de proyecciones, alfombras rojas, fiestas y acuerdos, y el primer día mostrará los habituales enfrentamientos que acoge cada jornada.

La película de Anderson, protagonizada por Bruce Willis y Bill Murray, abre la competencia oficial, garantizando un lanzamiento con exhibición a los medios, rueda de prensa, entrevistas y estreno de gala con alfombra roja el miércoles por la noche.

Sin embargo, a sólo un pequeño paseo por la Croisette, flanqueada de palmeras, Baron Cohen estará mostrando músculo con su propia rueda de prensa en el clásico hotel Carlton para promocionar su última película, “The Dictator”.

A juzgar por su extravagante sentido del humor y su ojo por lo teatral, el cómico británico podría robar buena parte de la atención cuando se meta en el papel de Aladeen, un cruel dictador norteafricano inspirado en parte por los alzamientos de la Primavera Arabe.

Entre las bromas y las fiestas nocturnas, sin embargo, hay mucho trabajo duro que hacer, en un enorme mercado donde cientos de películas esperan desafiar las penurias económicas en buena parte de Europa con algunas ventas.

“La situación económica en Europa no es genial, pero ¿significa eso que tenemos que olvidar los sueños?”, dijo Thierry Fremaux, delegado general del festival. “Esta crisis (económica) no es la crisis de este año”, dijo a Reuters.

“Llevamos cinco años en crisis aquí en Europa”, añadió. “Pero tenemos que conseguir una forma de darle sueños a la gente y decir que incluso en los años 30 tras la gran crisis, el cine estaba en muy buena forma”, agregó.

ESTRELLAS EN ASCENSO

A lo largo del paseo marítimo de la Croisette, el martes se realizaban los últimos preparativos, llenando de champán y langosta los pabellones de la playa, colgando carteles promocionales y montando escenarios.

Brad Pitt, Angelina Jolie, Sean Penn y Nicole Kidman son algunos de los nombres establecidos de Hollywood que pasarán por la alfombra roja, donde se les unirá una larga lista de estrellas en ascenso que esperan dejar huella.

Cannes, como festival más grande y glamoroso del mundo del cine, es una plataforma ideal para una película y su reparto. El éxito mudo “The Artist”, que arrasó en los Oscar, se lanzó aquí el año pasado.

Pero unos críticos especialmente exquisitos también pueden complicar la vida a actores y directores, como ocurrió en el 2006 con el estreno mundial de “The Da Vinci Code”, que recibió pobres críticas.

Aunque los cinéfilos gruñones forman parte integral de Cannes, los organizadores intentarán evitar una repetición del año pasado, cuando el director Lars Von Trier fue expulsado en medio de la polémica por hacer bromas sobre nazis en una rueda de prensa.

Este año, el festival ha sido criticado por no incluir a ninguna directora en su competición principal, tras la selección de cuatro mujeres en el 2011. El festival ha defendido su posición diciendo que no impondrá una “política de cuotas”.

Pese a la disputa, la reacción de los medios a la lista de este año ha sido generalmente positiva.

En la competencia principal de 22 películas, la adaptación del director brasileño Walter Salles de la novela de Jack Kerouac “On the Road” ha generado mucho ruido, entre otras cosas porque la protagoniza la actriz de “Twilight” Kristen Stewart.

También la estrella masculina de “Twilight”, Robert Pattinson, estará en Cannes como miembro del reparto de “Cosmopolis”, dirigida por el canadiense David Cronenberg, una historia de codicia corporativa que sigue a un exitoso financista neoyorquino cuyo mundo se desmorona.

La cinta “Lawless” de John Hillcoat, una historia de gángsters de la era de la depresión, reúne a Tom Hardy, Jessica Chastain, Shia LaBeouf y Mia Wasikowska entre otros, subrayando la importancia del nuevo talento en el festival de este año.

A Cannes vuelven ganadores anteriores de la Palma de Oro a la mejor película, como el austriaco Michael Haneke con “Amour”, el iraní Abas Kiarostami con “Like Someone in Love”, el británico Ken Loach y su “The Angels’ Share” y el rumano Cristian Mungiu con “Beyond the Hills”.

Zac Efron, Matthew McConaughey y Kidman protagonizan la cinta de Lee Daniels “The Paperboy” y Pitt aparece en “Killing Them Softly”, de Andrew Dominik.

Entre los temas del festival están los alzamientos árabes con “After the Battler”, del egipcio Yousry Nasrallah, y los problemas de la cultura de famosos en “Antiviral”, el estreno como director del hijo de Cronenberg Brandon.

Información de Mike Collett-White; Traducido por Cristina Fuentes-Cantillana en la Redacción de Madrid. Editado por Lucila Sigal

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below