9 de octubre de 2012 / 13:57 / hace 5 años

Arquitecto holandés sueña con construir ciudades flotantes

5 MIN. DE LECTURA

Por Roberta Cowan

AMSTERDAM (Reuters) - Cuando Koen Olthuis se embarcó por fin en su primer trabajo tras graduarse en Arquitectura, su nueva empresa no le permitió trabajar en los proyectos más prestigiosos o con más historia en la zona céntrica de Amsterdam, construida en el siglo XVII. Se ocupó de casas-barco y estructuras flotantes.

Pero el joven holandés se zambulló en su nuevo trabajo y poco después comenzó a hacer conexiones entre los principios de las casas flotantes y la batalla que los holandeses habían estado librando durante 500 años contra el mar para recuperar tierra y mantenerla seca.

Pensó que si una casa podía flotar, ¿por qué no un complejo de oficinas o una estructura lo suficientemente grande como para sostener una ciudad?

Olthuis, que junto con la empresa Dutch Docklands diseñó una sección de islas flotantes artificiales para el proyecto en desarrollo Palm Islands de Dubai, también ha creado una patente que amplía la tecnología usada para una casa-barco a estructuras flotantes lo suficientemente grandes para sostener coches, carreteras y casas.

"El agua es un lugar viable para la construcción de estructuras flotantes y si se convierte el agua en espacio firme, lo que sería un cambio drástico en la mentalidad, habría un nuevo mundo de posibilidades", dijo Olthuis a Reuters.

Dijo que las bases para su diseño no eran muy diferentes de la clásica tecnología holandesa sobre flotación usada para las casas-barco.

"Es simplemente una estructura flotante hecha de cemento y espuma que se mantiene estable, pesa y que sube y baja con las olas y según el nivel del mar", dijo.

La ciudad flotante del futuro sigue siendo un sueño, pero la empresa de Olthuis, WaterStudio, que empezó a funcionar hace una década, diseña edificios y estructuras flotantes que intentan combatir los retos que suponen las subidas del nivel del mar.

"A causa de la urbanización y el cambio climático, todas las grandes ciudades tienen limitaciones de espacio. Podemos crear espacios en el agua, espacios que otros nunca han visto", dijo.

Dijo que quería crear espacios donde la tierra esté amenazada por la subida del nivel del mar y compara los métodos de construcción de estructuras flotantes con la invención del ascensor.

"Si el ascensor no se hubiera inventado nunca, las ciudades no tendrían edificios con más de tres o cuatro pisos, porque nadie querría subir andando más que esto. Pero con los ascensores, podemos subir 20, 30 o 40 pisos".

La empresa de Olthuis ha diseñado muchas casas flotantes en Holanda y tiene planes de comenzar a construir un barrio totalmente flotante con 1.200 casas.

Tiene proyectos en India, China y ha comenzado a preparar las lagunas de un complejo proyecto de vacaciones en las Maldivas, una cadena de islas en el Océano Índico, en uno de los países más amenazados del mundo por las inundaciones provocadas por el cambio climático.

"Estábamos pensando seriamente en diseñar toda una isla flotante cuando recibimos la petición de Maldivas, que están amenazadas a largo plazo por el aumento del nivel del mar y están buscando nuevas oportunidades de desarrollo".

En respuesta, el equipo de Olthuis y Dutch Docklands diseñaron una estructura de 185 villas de lujo flotantes llamado La Flor del Océano, como parte de un mayor desarrollo a lo largo de cinco lagunas, incluyendo un centro de conferencias y un campo de golf.

Las islas están diseñadas para moverse con la olas y los niveles del mar, pero, dada su gran estabilidad, Olthuis dijo que estar en una de sus islas artificiales es como estar en tierra firme.

"No sientes las olas", señaló.

Las islas estarán conectadas al fondo del mar con el mismo tipo de cables que se usan en tecnología de alta mar, para las plataformas petrolíferas, que les hacen mantenerse en un localización fija y evitan que se alejen.

"El complejo en Maldivas es para unos pocos afortunados que podrán asumir los costos de tener su propia casa de vacaciones flotante", dijo Olthuis.

Pero dijo que la construcción de complejos de lujo para el uso de los ricos ayuda a mejorar una tecnología que podrá ser utilizada para beneficiar a los pobres en lugares como Bangladesh, donde las inundaciones destruyen regularmente vidas y medios de subsistencia.

"Así que dejamos que los ricos paguen por la innovación para los pobres", dijo.

Información de Roberta B. Cowan,; Traducido por Pablo Rodero

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below