21 de enero de 2013 / 15:02 / hace 5 años

Kevin Bacon encuentra su nicho televisivo en "The Following"

El actor Kevin Bacon durante un panel de promoción de la serie "The Following" en Pasadena, ene 8 2013. Kevin Bacon no es la primera estrella de cine que da el salto a la televisión. Pero su nueva aventura - sobre un asesino en serie en "The Following" - puede calificarse como uno de los proyectos más aterradores que ha hecho nunca.Mario Anzuoni

Por Jill Serjeant

LOS ANGELES (Reuters) - Kevin Bacon no es la primera estrella de cine que da el salto a la televisión. Pero su nueva aventura - sobre un asesino en serie en "The Following" - puede calificarse como uno de los proyectos más aterradores que ha hecho nunca.

Ni que decir tiene, Bacon - el encantador adolescente que puso a bailar a una pequeña localidad estadounidense en "Footloose" en 1984 - representa el papel de bueno en la nueva serie de televisión de la cadena Fox que se estrena el lunes.

Bueno, o algo así.

Bacon, de 54 años, interpreta al ex agente del FBI taciturno y bebedor de vodka Ryan Hardy, que vuelve de su retiro para investigar al carismático asesino Joe Carroll (interpretado por el actor británico James Purefoy), que inspira a una serie de imitadores asesinos de culto mientras está en la cárcel.

Pero el personaje de Bacon tiene un montón de defectos propios y se encuentra seducido por la diabólica personalidad de Carroll.

"Quería que mi personaje fuese complejo e imperfecto. Es el tipo de héroe que me gusta interpretar y me gusta ver", dijo Bacon a los periodistas antes del estreno.

"Se siente extrañamente seducido por Joe, no sexualmente sino de una manera amistosa. Joe ve dentro de Ryan y es capaz de jugar con él como un violín. Mi personaje no es un hombre muy educado y culto. No es un persona dinámica y encantadora, y posiblemente ni siquiera alguien con quien quieras irte a tomar una cerveza, y Joe Carroll es todas esas cosas".

"Es algo emocionante para un actor ser capaz de ir pelando todas esas capas", dijo.

"The Following", una producción de suspenso con explícitas escenas de violencia que han causado malestar, es uno de los dramas más esperados de la televisión en Estados Unidos.

Bacon, cuyos 30 años de carrera incluye papeles en "Mystic River" y "Apolo 13", es la última estrella del celuloide que se pasa a interpretar papeles protagonistas en televisión - como Dustin Hoffman, Kate Winslet, Don Cheadle o Kevin Spacey - tras hacer pequeños papeles en la pantalla chica como actor joven.

Bacon dijo que había estado buscando un proyecto para TV durante tres o cuatro años, después de admirar series con policías valientes como "The Wire", la serie post 11 de septiembre "Homeland" o el drama sobre narcotráfico "Breaking Bad".

También dijo que se había animado por la experiencia de su mujer, Kyra Sedgwick, la estrella de la serie policial "The Closer", por la que ganó un Emmy en 2010.

"Me encontré consumiendo cada vez más televisión a medida que la calidad y los guiones parece mejorar. Realmente me sorprendieron muchas series", sostuvo.

Traducido por Redacción de Madrid

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below