16 de octubre de 2013 / 0:36 / hace 4 años

Canadiense Alice Munro gana Nobel de Literatura 2013

Libros de la escritora canadiense Alice Munro, ganadora del Premio Nobel de Literatura 2013, son expuestos en una feria del libro en Fráncfort, 10 de octubre, 2013. Munro obtuvo el Nobel el jueves por sus relatos sobre los problemas, amores y tragedias de mujeres en pequeños pueblos que la convirtieron en la "maestra del cuento corto contemporáneo".Ralph Orlowski

Por Sven Nordenstam y Niklas Pollard

ESTOCOLMO (Reuters) - La escritora canadiense Alice Munro obtuvo el Premio Nobel de Literatura el jueves por sus relatos sobre los problemas, amores y tragedias de mujeres en pequeños pueblos que la convirtieron en la "maestra del cuento corto contemporáneo".

"Algunos críticos la consideran un Chéjov canadiense", dijo la Academia Sueca en su sitio de internet comparándola con el autor ruso del siglo XIX.

Munro, en declaraciones al canal CBC Television en Victoria, Columbia Británica, dijo que espera que el premio "haga ver a la gente que el cuento corto es un arte importante, no algo con lo que uno juega hasta tener una novela escrita".

Sin embargo, la escritora, de 82 años, que en 2009 reveló que se había sometido a una cirugía de bypass cardíaco y fue tratada por cáncer, dijo que no pensaba que ganar el premio cambiaría su decisión anunciada meses atrás de dejar de escribir.

"Saben, siempre me sentí emocionada con lo que pasara, como si me publicaban, me sentía emocionada. Aún lo estoy, de alguna forma", dijo a la CBC en una entrevista telefónica.

Munro, que recibió el premio por 8 millones de coronas (1,25 millones de dólares), dijo que su hija la despertó para darle la noticia.

"Parece imposible. Parece una cosa tan espléndida para que suceda, no puedo describirlo. Es más de lo que puedo decir", comentó la escritora.

El cuento corto, un estilo que fue más popular en el siglo XIX y comienzos del XX, ha quedado relegado por mucho tiempo ante las novelas. Los cuentos cortos tienden a mostrar un momento limitado con un cierto número de personajes.

El mérito de Munro, según sus admiradores, fue introducir a sus historias una rica trama y profundidad en detalles usualmente más característicos de las novelas.

Los personajes en sus historias con frecuencia son mujeres con al parecer vidas corrientes, que enfrentan tribulaciones que van desde abuso sexual y matrimonios agobiantes al amor reprimido y los estragos del envejecimiento.

Munro "es alguien que no ambienta sus historias en un lugar espectacular, un paisaje espectacular", dijo su editor Douglas Gibson en entrevista con la CBC.

"De repente te encuentras fascinado con la vida de una empleada de hotel, o de un granjero, o de una ama de casa de Vancouver. Son gente común, historias comunes, pero ella tiene esa magia", dijo Gibson.

EPIFANIAS

Munro comenzó a escribir en la adolescencia y publicó más de una decena de colecciones de cuentos cortos. Sus obras incluyen "The View from Castle Rock" del 2006 y "Too Much Happiness", del 2009.

Es la segunda persona canadiense en recibir el Nobel, aunque Saul Bellow, quien ganó en 1976, nació en Quebec pero creció en Chicago y es considerado como un escritor estadounidense.

"Sus textos con frecuencia ofrecen descripciones del día a día pero que son eventos decisivos, epifanías que iluminan la historia del momento y dejan que aparezcan las dudas existenciales en un relámpago", dijo la Academia.

La misma Munro habló del fenómeno en una entrevista con el diario The New York Times en julio. Sus cuentos con frecuencia han sido llamados "novelas en miniatura", una calificación que rechaza.

"Mientras trabajaba en mis primeros cinco libros, no dejaba de desear estar escribiendo una novela", comentó.

"Pensaba que hasta que uno no escribe una novela, no es tomado en serio como escritor. Solía preocuparme bastante, pero nada me preocupa ahora, y además ha habido un cambio. Creo que los cuentos cortos se toman más en serio ahora que antes", afirmó.

El de literatura es el cuarto de los premios Nobel anunciados este año. El reconocimiento se entregó por primera vez en 1901 en cumplimiento del testamento del empresario e inventor de la dinamita Alfred Nobel.

Reporte de Niklas Pollard y Cameron Frencha. Editado en español por Rodrigo Charme y Patricia Avila

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below