El príncipe Carlos no tiene prisa por ser rey, dice la revista Time

viernes 25 de octubre de 2013 11:46 GYT
 

Por Estelle Shirbon

LONDRES (Reuters) - La pasión en la vida del príncipe Carlos es su labor benéfica y quiere hacer todo lo que pueda antes de convertirse en rey cuando, en palabras de un asesor, se cierran "las puertas de la prisión", según Catherine Mayer, editora de la revista estadounidense Time.

Después de meses de investigación que contaron con un acceso poco habitual al Príncipe de Gales, de 64 años, y varias de sus residencias, además de entrevistas con más de 50 asesores, amigos y críticos, Mayer ha escrito un largo perfil del heredero al trono británico en la revista.

En un ensayo que acompaña la publicación con la opinión personal de Mayer sobre el príncipe, disponible gratuitamente en la web de Time, la editora trata de disipar la percepción que a veces aparece en los medios de comunicación de que Carlos está impaciente por ser rey.

"Encontré a un hombre no deseoso de acceder al trono, como es caricaturizado, sino impaciente por hacer tanto como sea posible antes, en palabras de un miembro de su casa, de que se cierren 'las puertas de la prisión'", escribe Mayer en el ensayo online.

La cita del asesor fue recogida por numerosos medios británicos, pero Mayer dijo a la BBC que había "añadido atractivo" a su artículo y que Carlos no había usado la palabra "prisión".

"La pasión del príncipe Carlos yace en el imperio benéfico que ha construido y en todas sus iniciativas", dijo.

En declaraciones a Mayer, Carlos trata de transmitir esa pasión a un público a veces escéptico.

"Estamos destrozando afanosamente las oportunidades de generaciones futuras a una velocidad muy rápida al no reconocer el daño que estamos causando al entorno natural, teniendo en cuenta que este es el único planeta que conocemos con vida en él", dijo.   Continuación...

 
El príncipe Carlos y su esposa, Camila, tras el bautizo de su nieto, el príncipe Jorge, en Londres, oct 23 2013. La pasión en la vida del príncipe Carlos es su labor benéfica y quiere hacer todo lo que pueda antes de convertirse en rey cuando, en palabras de un asesor, se cierran "las puertas de la prisión", según Catherine Mayer, editora de la revista estadounidense Time. REUTERS/John Stillwell/pool