Corte Suprema rusa ordena revisión de caso contra banda Pussy Riot

jueves 12 de diciembre de 2013 13:34 GYT
 

Por Steve Gutterman

MOSCU (Reuters) - La Corte Suprema rusa ordenó una revisión del caso contra dos mujeres de la banda punk Pussy Riot, diciendo que tribunales menores no pudieron presentar evidencia de su culpabilidad y pasaron por alto factores atenuantes al sentenciarlas a dos años de prisión.

El fallo podría acortar las sentencias de Nadezhda Tolokonnikova y Maria Alyokhina o incluso revertir sus condenas, aunque esto último es bastante poco probable.

Tolokonnikova, de 24 años, y Alyokhina, de 25, fueron condenadas por vandalismo motivado por odio religioso al interpretar una cruda "oración punk" en una catedral ortodoxa rusa como una protesta contra el presidente Vladimir Putin y sus vínculos con la iglesia.

Ambas quedarían en libertad a principios de marzo aunque podrían salir antes de esa fecha bajo una amnistía que el Parlamento planea aprobar este mes, pero un cambio del veredicto o la sentencia podría avergonzar a Putin y su Gobierno.

Reforzaría las acusaciones de los críticos de que las mujeres fueron enviadas a prisión como parte de una ofensiva contra la disidencia.

Putin ha rechazado las críticas de gobiernos occidentales que calificaron las sentencias de desproporcionadas, insinuando el año pasado que las mujeres habían amenazado los "cimientos morales" de Rusia y recibieron lo que merecían.

La Corte Suprema, en una orden fechada el 10 de diciembre y publicada el jueves en su sitio web, dijo que el tribunal no presentó evidencia de una parte del veredicto que dice que fueron motivadas por "odio a un cierto grupo social".

También dijo que circunstancias potencialmente atenuantes no fueron tomadas en cuenta al momento de la sentencia, como su juventud, el hecho de que ambas tienen hijos, y pedidos de clemencia de personas consideradas como víctimas en el caso.   Continuación...

 
La Corte Suprema rusa ordenó una revisión del caso contra dos mujeres de la banda punk Pussy Riot, diciendo que tribunales menores no pudieron presentar evidencia de su culpabilidad y pasaron por alto factores atenuantes al sentenciarlas a dos años de prisión. En la foto de archivo Ndezhda Tolokonnikova, integrante del grupo, en una audiencia. Julio 26, 2013. REUTERS/Sergei Karpukhin