27 de marzo de 2014 / 12:32 / hace 3 años

Saturno, hazte a un lado: un pequeño asteroide también tiene anillos

3 MIN. DE LECTURA

Por Irene Klotz

CABO CAÑAVERAL, Florida (Reuters) - No sólo Saturno y los planetas gigantes gaseosos del sistema solar tienen anillos. Por primera vez se han encontrado anillos alrededor de un asteroide, según un reciente estudio.

El asteroide, conocido como Chariklo, está a más de 1.000 millones de kilómetros de la Tierra, rodeando el sol en una órbita entre Saturno y Urano.

En 3 de junio de 2013, los astrónomos en siete ubicaciones distintas en Chile, Brasil, Uruguay y Argentina aguardaron para observar el asteroide pasar frente a una estrella con una red de telescopios.

Los expertos esperaban que las variaciones en la luz estelar, causadas cuando el asteroide pasaba frente a la estrella, revelarían detalles del tamaño y la forma del cuerpo de 248 kilómetros.

Terminaron con mucho más. Al analizar la fluctuación de la luz durante la ocultación se reveló que dos anillos compactos rodeaban Chariklo.

Previamente, sólo se sabía que los planetas gigantes Saturno, Júpiter, Urano y Neptuno tenían anillos.

"No estábamos buscando un anillo y no creíamos que los cuerpos pequeños como Chariklo los tuvieran en absoluto", dijo en un comunicado el astrónomo Felipe Braga-Ribas, que dirigió el estudio en el Observatorio Nacional de Brasil, en Río de Janeiro.

"El descubrimiento (...) fue una completa sorpresa", sostuvo.

Los anillos de Chariklo tienen bordes precisos, una característica típicamente causada por los efectos gravitacionales de una luna o lunas pequeñas empotradas.

"Es probable que Chariklo tenga al menos una luna pequeña esperando a ser descubierta", dijo Braga-Ribas. El anillo interior de Chariklo mide 7 kilómetros de ancho y el exterior 3 kilómetros. Las bandas están separadas por un margen de 9 kilómetros.

"Fue bastante fascinante darse cuenta de que pudimos no sólo detectar un sistema de anillos, sino también precisar que consiste en dos anillos claramente distinguidos", dijo el astrónomo Uffe Grae Jorgensen, de la Universidad de Copenhague, en un comunicado.

El origen de los anillos es desconocido, pero los científicos sospechan que se formaron después de que otro asteroide impactara en Chariklo, formando un disco de restos de partículas congeladas.

La investigación se publicará en la edición de esta semana de la revista Nature.

Traducido por Redacción de Madrid. Editado en español por Marion Giraldo

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below