Jóvenes mexicanos se juegan hasta la vida por mostrar hazañas en "selfies"

martes 29 de julio de 2014 16:19 GYT
 

MEXICO DF (Reuters) - Oscar Otero está hospitalizado con muerte cerebral tras haberse disparado accidentalmente en la cabeza cuando trataba de tomarse una "selfie", quizás la última en su vida.

El joven de 25 años estaba en su casa ingiriendo bebidas alcohólicas con dos amigos, según autoridades, cuando pretendía tomarse la "autofoto" apuntándose con un arma el fin de semana en la capital mexicana.

Pero no ha sido el único.

Una niña de 13 años trataba de hacerse un autoretrato a las orillas del río El Tunal cuando accidentalmente cayó y se ahogó el domingo en el estado Durango, al noreste de la capital.

El cuerpo sin vida de Karen Hernández fue rescatado horas más tarde por los bomberos.

"Por una fotografía se pierde la vida, lamentablemente", dijo a Arturo Galindo, director de la unidad estatal de Protección Civil en Durango.

Los casos de los dos jóvenes mexicanos están engrosando la lista de quienes en su afán de tomarse las populares "selfies" -fotos que las personas se toman así mismas con dispositivos móviles para subir a redes sociales- arriesgan su vida o incluso llegan a perderla.

Los controvertidos "selfies" ganaron más popularidad tras la entrega de los premios Oscar 2014, cuando la presentadora Ellen Degeneres se tomó uno en la mitad de la gala con varios actores famosos y lo subió a Twitter, rompiendo un récord mundial al superar los dos millones de retuits.

(Reporte de Ana Isabel Martínez y Lizbeth Díaz; Editado por Javier López de Lérida)