Alibaba habla sobre gobierno corporativo ante posibles inversores

lunes 8 de septiembre de 2014 19:57 GYT
 

Por Liana B. Baker y Jessica Toonkel

(Reuters) - El fundador de Alibaba Group Holding Ltd, Jack Ma, sorprendió el lunes a potenciales inversores en un evento en Nueva York al discutir preocupaciones sobre cómo se administra la compañía china de comercio electrónico, incluida la decisión de escindir en 2010 su servicio de pagos electrónicos.

Ma hizo los comentarios en un almuerzo en el hotel Waldorf Astoria de Nueva York, frente a cientos de administradores de fondos mutuos, fondos de cobertura y otros inversores institucionales, en el inicio de dos semanas de promoción de la oferta pública inicial de la compañía en Estados Unidos.

Alibaba esperaba a unos 500 inversores en su primer evento de promoción, pero se presentaron unos 800 que abarrotaron los salones.

Alibaba quiere conseguir más de 21.000 millones de dólares con una OPI que valuará a la compañía en más de 163.000 millones de dólares y que será la salida a bolsa de un valor tecnológico más grande en Estados Unidos.

La compañía espera que sus acciones en Estados Unidos o ADS se coloquen en un rango de entre 60 y 66 dólares en la Bolsa de Nueva York. Los papeles comenzarían a negociarse cerca de fin de mes.

Si bien el entusiasmo por el evento era grande, muchos inversores dijeron que habían llegado al lugar con una serie de preguntas sobre Alibaba, que iban desde preocupaciones acerca de su gobierno corporativo y transparencia hasta planes de adquisiciones y crecimiento en Estados Unidos.

En 2010, la decisión de escindir Alipay a una empresa controlada por Ma provocó objeciones de grandes inversores, incluidos Yahoo Inc y SoftBank Corp.

Ma sorprendió a la audiencia en el evento al hablar de esa decisión.   Continuación...

 
La casa matriz de Alibaba en Hangzhou, China, abr 23 2014. La gerencia del gigante chino del comercio electrónico Alibaba Group Holding Ltd inició el lunes dos semanas promoción de su Oferta Pública Inicial de acciones (OPI), con una presentación a las fuerzas de ventas de sus seis bancos colocadores. REUTERS/Chance Chan