Panasonic dice perderá 4.200 mlns dlrs, recorta 15.000 empleos

miércoles 4 de febrero de 2009 07:41 GYT
 

TOKIO (Reuters) - El grupo japonés Panasonic Corp, líder mundial en pantallas de plasma, anunció el miércoles que va a registrar una pérdida anual de 4.200 millones de dólares y que recortará 15.000 empleos además de cerrar varias plantas mientras lucha contra una contracción de la demanda.

El grupo, que fabrica las pantallas planas Viera y las cámaras digitales Lumix, sufre una desaceleración de las ventas y una apreciación del yen que daña sus ingresos en el extranjero y reduce su competitividad frente a empresas coreanas como Samsung Electronics Co Ltd.

Además, Panasonic enfrenta los crecientes costos que demanda el cierre de plantas y otras iniciativas para reestructurar la compañía.

La empresa se suma así a las alertas sobre pérdidas anuales de otros fabricantes de productos electrónicos en Japón, como Sony Corp.

Panasonic revisó sus previsiones para el ejercicio 2008/09 (que cerrará el 31 de marzo), situando sus estimaciones en una pérdida de 380.000 millones de yenes (4.200 millones de dólares), frente a una previsión anterior de 30.000 millones de yenes de beneficio.

La nueva previsión, que es peor que la pérdida de 350.000 millones de yenes que se esperaba en el mercado según la prensa, incluye gastos por reestructuración de 345.000 millones de yenes.

El grupo recortó además sus previsiones de ventas en un 9 por ciento, a 7,75 billones de yenes.

El grupo dijo que cerraría 27 plantas manufactureras y eliminaría 15.000 empleos, el 5 por ciento de una plantilla de 300.000.

(Reporte de Kiyoshi Takenaka; traducido por Redacción Madrid, editado por Hernán García)

 
<p>Un hombre mira televisores de Panasonic Corp en una sala de ventas en Tokio, 4 feb 2009. El grupo japon&eacute;s Panasonic Corp, l&iacute;der mundial en pantallas de plasma, anunci&oacute; el mi&eacute;rcoles que va a registrar una p&eacute;rdida anual de 4.200 millones de d&oacute;lares y que recortar&aacute; 15.000 empleos adem&aacute;s de cerrar varias plantas mientras lucha contra una contracci&oacute;n de la demanda. REUTERS/Yuriko Nakao (JAPON)</p>