25 de agosto de 2009 / 11:59 / en 8 años

Alemania dice administración de GM aún quiere vender Opel

Por Gernot Heller y Christiaan Hetzner

BERLIN/FRANCFORT (Reuters) - Alemania cree que la gerencia de General Motors aún sigue comprometida en encontrar un comprador para su unidad europea Opel, dijo el martes un funcionario del Gobierno después de conversaciones con la automotriz estadounidense en Berlín.

En una reunión el viernes, el directorio de GM pospuso una decisión sobre la propuesta de la gerencia de renunciar a una participación de control en Opel a manos del grupo automotriz canadiense Magna o del inversionista financiero belga

RHJ.

Una fuente de GM dijo el lunes a Reuters que la empresa estaba considerando una tercera alternativa, que implicaría una inyección de miles de millones en Opel para retener el control de la empresa, pero personas cercanas a las negociaciones creen que ésta es una táctica de regateo.

La automotriz estadounidense, que fue rescatada de la bancarrota por el Estado, necesitaría conseguir 1.500 millones de euros sólo para pagar un préstamo puente de Berlín antes de poder conseguir el dinero suficiente para financiar las operaciones de Opel hasta que genere efectivo por si misma.

Después de la reunión del martes con el equipo de Opel en Alemania, que se realizó en Berlín, la gerencia de GM “dejó en claro” que aún estaba interesada en un comprador, dijo el funcionario alemán a Reuters a condición de anonimato.

Un punto que evita que GM elija el candidato favorito de Alemania, Magna, es la insistencia de Berlín de que Opel mantenga el acceso a la unidad centralizada de patentes de GM, GTO, dijo a Reuters el martes una fuente cercana a las conversaciones.

El fracaso de la semana pasada en la elección de un comprador decepcionó tanto a los políticos como a los sindicados alemanes, que amenazaron con “medidas espectaculares” para forzar una decisión.

El líder sindical de Opel, Klaus Franz, dijo el martes a Reuters que los 25.000 trabajadores alemanes no contribuirían con los 1.200 millones de dólares de rebaja de costos estructurales pedidos por la gerencia si GM rechazaba vender Opel a Magna.

“GM puede decidir una solución beneficiosa para todos en la que los empleados estén deseosos de hacer concesiones, o una confrontación brutal y eterna con los sindicatos”, dijo Franz.

Los sindicatos tradicionalmente tienen un rol influyente en Alemania, y su fiera oposición a Fiat SpA debilitó severamente la posición de la automotriz italiana en las conversaciones con GM y el Gobierno alemán sobre Opel.

Reporte adicional de Angelika Gruber, Tom Kaeckenhoff y Maria Sheahan. Editado en español por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below