China prohíbe el castigo físico a los adictos a internet

jueves 5 de noviembre de 2009 08:27 GYT
 

PEKIN (Reuters) - El Ministerio de Salud chino prohibió el uso del castigo físico para apartar a los adolescentes de internet, meses después de que un chico muriera por una paliza en un campamento para eliminar las adicciones a la red.

Padres chinos han acudido a más de 200 organizaciones que ofrecen tratamiento contra "desórdenes" de internet, dado que el Gobierno cada vez advierte más de los peligros del hábito a la red entre los jóvenes.

Muchos de los campamentos están impregnados de una atmósfera militar. Los pacientes son forzados a sustituir las horas ante la computadora por ejercicios físicos arduos y otros "tratamientos" más extremos.

"Cuando intervenimos para prevenir un uso impropio de internet, deberíamos (...) prohibir estrictamente las restricciones de libertad personal y los castigos físicos", dijo el ministerio en un comunicado dirigido a los menores que usan internet, colgado de la página web del ministerio (www.moh.gov.cn).

En el comunicado no se usa el término "adicción a internet", que era ampliamente utilizado en anteriores documentos ministeriales, quizás en un intento de calmar a los padres preocupados que propiciaron el surgimiento de este negocio de campos extremos, dedicados a evitar que los adolescentes pasen mucho tiempo con internet.

La muerte en agosto del joven de 15 años Deng Senshan, sólo unas horas después de que ingresara en el campamento en la región de Guangxi, en el suroeste del país, causó una tormenta de críticas en los medios de comunicación de China.

Días después, otro adolescente, Pu Liang, fue llevado al hospital con agua en los pulmones y insuficiencia hepática tras un ataque similar en la provincia de Sichuan.

En julio, el Gobierno prohibió la terapia con electro-shock como tratamiento para las adicciones a la red, después de que se publicaran unas noticias sobre un polémico psiquiatra que administraba corrientes eléctricas a hasta 3.000 adolescentes.

Los últimos comunicados sugieren que los gobernantes de Pekín no consideran que aquellos con malos hábitos de uso de internet deban ser forzados a abandonarla permanentemente.

"El objetivo de la intervención es (...) convencer al público objetivo de que utilice internet de manera correcta", informó.

(Reporte de Yu Le y Emma Graham-Harrison. Traducido por Rafa García de Cosío en la Redacción de Madrid)

 
<p>Un "adicto a internet" chino lee un libro en el Hospital Militar de Pek&iacute;n, 22 jun 2005. El Ministerio de Salud chino prohibi&oacute; el uso del castigo f&iacute;sico para apartar a los adolescentes de internet, meses despu&eacute;s de que un chico muriera por una paliza en un campamento para eliminar las adicciones a la red. Padres chinos han acudido a m&aacute;s de 200 organizaciones que ofrecen tratamiento contra "des&oacute;rdenes" de internet, dado que el Gobierno cada vez advierte m&aacute;s de los peligros del h&aacute;bito a la red entre los j&oacute;venes. REUTERS/Claro Cortes/Archivo</p>